El regreso de Cecilia Bolocco a la TV chilena contó con una mano indiscreta de su compañero... ¡por cábala!

Tras 8 años alejada de la pantalla chica, la exmujer de Carlos Menem tuvo un particular recibimiento en el ciclo Vértigo, que se transmite en el Canal 13 trasandino.

Tardó 8 años en volver a estar al frente de un ciclo televisivo. Pero la ocasión lo ameritaba: Cecilia Bolocco (49) reemplazó como conductora a su hermana Diana, quien está por dar a luz a su hijo.

La conductorLuego de 8 años alejada de la televisión, Cecilia Bolocco regresó para reemplazar a su hermana que está por dar a luz. Lo hizo en el ciclo Vértigo que se transmite por Canal 13 chileno. Allí y junto a su co-conductor, se agarraron la cola fuertemente a modo de cábala.

Con mucha soltura y un rating que la acompañó en gran número (promedió los 19 puntos de rating, con un pico de 28), en el programa Vértigo, que se pudo ver el jueves 23 de abril en el Canal 13 trasandino, Cecilia explicó sus sensaciones antes del vivo: "Tengo que admitir que he sentido una emoción tan profunda, momentos antes de salir al aire lloré de emoción gracias al cariño que me ha entregado el equipo. Espero que estés en tu cama descansando, te lo mereces. Estamos esperando esa güagüita con mucho amor. Quiero agradecerle a esa bebé y a ti porque gracias a ella estoy aquí".

Feliz por este presente, la ex de Carlos Menem, con quien tiene a su hijo Máximo, dejó en claro que su lugar al frente del ciclo no será permanente: "Bajo ningún punto de vista. Este es el programa de Diana... pero tengo que admitir que para mí ha sido emocionante regresar. A lo mejor algo puede suceder y salen nuevos proyectos, pero jamás uno de Diana y supongo que hay espacio para las dos", sostuvo.

Como las cábalas no pueden faltar cuando se enciende la luz roja, la ex Miss Universo se sumó a la que ya posee su coconductor Martín Cárcamo y se pusieron de espaldas... ¿Qué pasó después? Los presentadores se agarraron la cola fuertemente durante algunos segundos. Sobre todo el muchacho. ¿El motivo? Esa era la cábala histórica entre el animador y la hermana de Cecilia. Una buena excusa, ¿no?