Fabiana Liuzzi mostró los mensajes de BlackBerry con Luis Ventura: ¡más escándalo!

La exvedette estuvo como invitada en BDV y mostró al aire cómo era su relación con el periodista antes de que estallara la polémica.

Fabiana Liuzzi mostró los mensajes íntimos con Ventura

Una vez más Fabiana Liuzzi volvió a disparar contra Luis Ventura en un programa de televisión. Luego de asegurar que, para ella, el periodista "está muerto" y que tanto ella como Luis Antonio -el hijo que tienen en común- no los necesita, ahora la exvedette redobló la apuesta y mostró mensajes íntimos de BlackBerry que compartió tiempo atrás con el periodista

"¿Yo que hacía? Repasar los mensajes. Los miraba porque me encantaba y lo extrañaba. Seré una tarada o seré la única mujer que hace eso. Los guardaba porque era uno más lindo que el otro. Van a decir: '¿Para qué los muestra?' y que no tengo códigos. Pero primero los códigos los perdieron ellos. Segundo, ¿por qué tenía los mensajes guardados? Cuando me trató de prostituta, dije: 'Mirá vos, qué raro porque no coinciden con los mensajes tan dulces que me mandaba'. Entonces los guardé. Y así mismo no los mostré, pero ya va a cumplir un año y ¿él sigue siendo el violado?", expresó en diálogo con BDV.

Luego, Ángel De Brito mostró los mensajes íntimos que Liuzzi se intercambiaba con Ventura, antes del escándalo por su embarazo: 

En el primero, con fecha del 7 de agosto de 2013, Ventura le dice: "Mi amor, estoy camino al hotel, ya estoy cerca. Habitación 505". A lo que Fabiana le responde: "¿Llegó el avión con mi tesoro?". 

En otro de los mensajes, el periodista le dice que la va a llamar y la saluda con un "buen día, bebé", que es devuleto con un "Buen día mi chiquito".

Más adelante, una de las capturas revela que Fabiana le escribe: "Necesito abrazarte mucho y sentirte todo", el periodista le contesta "buenas noches, terroncito" y ella concluye con un "¡Buenas noches mi vida! ¡Mi príncipe azul, el más hermoso lejos!".

Tras mostrar los mensajes, Fabiana Liuzzi adelantó: "Tengo una novela larguísima. Hasta los últimos días en la clínica donde él decía que dudaba si era su hijo y yo tengo lo contrario en los mensajes. En privado nunca dudó. Salgo a hablar ahora porque ya me re pudrieron".

Al escándalo, más escándalo.