Marcelo Mazzarello, testigo de la mala onda entre André y Nicolás Cabré: "A Arnaldo se le faltó el respeto, hizo bien en irse"

El actor participó en la versión teatral de Los Únicos y le contó a Ciudad.com detalles del conflicto.

Marcelo Mazzarello, testigo de la mala onda entre André y Nicolás Cabré. (Fotos: Web)
Marcelo Mazzarello, testigo de la mala onda entre André y Nicolás Cabré. (Fotos: Web)

El conflicto ocurrió a fines de 2011 y el escándalo espero más de dos años para explotar. En su momento, los protagonistas decidieron guardar silencio en pos de una convivencia laboral ordenada, pero finalmente salió a la luz.

"Si Arnaldo sintió que le faltó apoyo debe haber sido que no encontró la respuesta que esperaba de la producción. Es una estrella y merece determinado trato".

Arnaldo André disparó unas sorpresivas declaraciones contra Nicolás Cabré, ex compañero suyo en la exitosa tira Los Únicos. “Es insoportable. No volvería a trabajar nunca más con él”, aseguró el experimentado actor, siempre ajeno a los escándalos. Al día siguiente, le volvieron a preguntar sobre el tema y, lejos de recular, redobló la apuesta. “Lo peor fue que no sentí el apoyo de mis compañeros. Esto nunca me había pasado; siempre tuve la suerte de cruzarme con muy buenas personas y profesionales”, afirmó, polémico.

Marcelo Mazzarello participó de la exitosa versión teatral de la tira y brindó detalles del conflicto a Ciudad.com. “Lo que dijo Arnaldo fue lo que ocurrió, tuvo un encontronazo con Cabré y tomó la decisión de irse. En una pelea entre dos profesionales, nadie tiene que ponerse de un lado ni del otro. Si Arnaldo sintió que le faltó apoyo debe haber sido que no encontró la respuesta que esperaba de la producción. Es una estrella y merece determinado trato. Y si no se sintió respetado, hizo bien en irse porque eso fue lo que pasó”, declaró el actor, que se encuentra grabando la miniserie Evento en popa, de Gabriel Nesci, junto a Fernán Mirás, Gustavo Garzón, Jazmín Stuart y gran elenco.

"Era un elenco con muchos actores entonces se diluía el conflicto. Pero no había un gran clima".

- ¿La pelea fue un secreto a voces o vox populi?

- No, no, fue manifiesta, todos los sabíamos. Y él tuvo la caballerosidad de no decir nada hasta ahora, pero creo que determinadas figuras merecen respeto. A Arnaldo se le faltó el respeto e hizo bien en irse.

- ¿Cuál fue el origen del conflicto? ¿Fue profesional, personal, debido a la dinámica de trabajo?

- Fue personal y repercutió arriba de las tablas. Era un problema personal entre ellos.

- ¿Se convirtió en un problema para el resto del grupo? ¿Generó mal clima?

"Podés hacer un comentario como ‘este se fue al carajo’ o ‘se equivocó’, pero no va más allá de eso".

- No, era un elenco con muchos actores. Era una obra infantil y las participaciones de cada uno no incluían demasiado a los demás. Íbamos y hacíamos nuestro trabajo. Se diluía, no se puede decir que había un clima que no se podía hacer la obra, pero tampoco había un gran clima.

- ¿Y nadie tomó partido, se mantuvieron neutrales?

- No es que hubo una decisión de ser neutrales. Lo mirás como mirás una discusión entre dos personas grandes. Podés hacer un comentario como "este se fue al carajo" o "se equivocó", pero no va más allá de eso. Arnaldo sintió la necesidad de decirlo, por algo será y querrá subsanarlo.

"Mi relación con Arnaldo fue muy buena. Lo respeto y charlábamos mucho en mi camarín. Con Cabré, no tengo trato así que no puedo decir lo mismo".

- ¿Cómo era tu relación con André?

- Muy buena. Yo lo he visto como espectador, vi su novela cuando era joven y lo respeto mucho. Lo aprecio y tengo un afecto que va más allá de que nos conozcamos. Lo conocí trabajando ahí. Mi camarín estaba al lado del suyo, venía y charlábamos, nos divertíamos. Después del conflicto, él seguía viniendo y charlábamos como si nada. No más que eso.

- ¿Y con Cabré?

- No tengo relación así que no puedo decir lo mismo. Era una relación estrictamente profesional. No más allá de eso.