Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Así fue cómo Lady Di repartió la millonaria herencia con la que Harry y Meghan pudieron costear su nueva vida

El duque de Sussex dijo que tuvo que apoyarse en el dinero de su madre cuando la familia real británica dejó de financiar sus gastos.

Así fue cómo Lady Di repartió la millonaria herencia con la que Harry y Meghan pudieron costear su nueva vida
Así fue cómo Lady Di repartió la millonaria herencia con la que Harry y Meghan pudieron costear su nueva vida

Después de que la familia real británica dejara de financiar sus gastos por su renuncia a ser miembro oficial de la misma, el príncipe Harry vivió de la herencia de su madre, la princesa Diana de Gales. Según le dijo a Oprah Winfrey en su polémica entrevista, fue así como consiguió costear su vida en California.

“Tengo lo que me dejó mi madre. Sin eso no habríamos podido hacer esto”, declaró el duque de Sussex en referencia a la mudanza a Estados Unidos que hicieron el año pasado él y su mujer, Meghan Markle, con su hijo Archie. “Es como si [Diana] hubiera visto lo que estaba por llegar y nos hubiera acompañado a lo largo de todo este proceso”.

Fallecida en 1997 en un trágico accidente en París, la princesa Diana dejó una herencia de algo más de 21 millones de libras -hoy cerca de 25 millones de euros- a repartir por partes iguales entre sus dos hijos, el príncipe Guillermo y el príncipe Harry.

Según informó la cadena BBC en 1998, esa cantidad quedó en un patrimonio neto de 12.966.022 libras tras el pago de los correspondientes impuestos. Además, una cláusula añadida por Diana a su testamento, otorgado originariamente en 1993, dejó un legado de 50.000 libras a su mayordomo, Paul Burrell, mientras que los 17 ahijados de la princesa obtuvieron un regalo a elegir entre "un cuarto de sus posesiones personales" por los albaceas del testamento: Frances Shand Kydd, madre de Diana de Gales, una de sus hermanas, lady Sarah McCorquodale, y Richard Chartres, el obispo de Londres.

Los príncipes Guillermo y Harry tenían 15 y 12 años al quedarse huérfanos. El testamento de su madre establecía que no podrían disponer libremente de la herencia hasta cumplidos los 25 años, pero luego un tribunal elevó esa edad hasta los 30 años. En el caso de Harry, ese momento llegó en septiembre de 2014.

Según la prensa británica, la herencia recibida por los dos hijos de Diana fue invertida por los asesores financieros de la casa real británica hasta alcanzar los 20 millones de libras una vez que los hermanos pudieron disponer de ella, por lo que Harry habría heredado un patrimonio por valor de 10 millones. No todo este patrimonio consiste en dinero en efectivo: la herencia la forman también joyas de la princesa Diana como el brazalete de diamantes que, sin ir más lejos, vimos a la duquesa de Sussex lucir en la entrevista con Oprah Winfrey.

La herencia de la princesa Diana, por otro lado, no es la única de la que ha sido beneficiario Harry. Aunque el pasado domingo no lo mencionó, Harry también recibió cerca de 14 millones de libras de la herencia de si bisabuela, la reina madre, a repartir por partes iguales con su hermano Guillermo.

Fuente: revistavanityfair.es