Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Mery del Cerro y cómo logró contar el abuso que padeció de chica gracias a la biodecodificación: "Me ayudó a sacarlo"

La modelo reveló la vía terapeútica que encontró para poder expresar el episodio traumático de sus 11 años.

La decodificación ayudó a Mery a poder ponerle palabras a un abuso sexual.
La decodificación ayudó a Mery a poder ponerle palabras a un abuso sexual.

Hace dos años, a días de la denuncia pública de Thelma FardinMery del Cerro reveló ante las cámaras del Bailando que había padecido abuso sexual cuando tenía 11 años, por parte de dos encargados del edificio donde vivía.

Episodio traumático que la marcó y que le reveló a la revista Gente que con los años pudo verbalizar y no fue gracias a la terapia convencional, sino a partir de la ayuda que recibió de parte de una experta en decodificación. 

Mery del Cerro y cómo logró contar el abuso que padeció de chica gracias a la biodecodificación: "Me ayudó a sacarlo"

"Tengo a Claudia Luchetti, a quien amo y varias chicas van con ella y la toman como psicóloga, como Rocío Guirao Díaz", dijo la modelo, que agregó que la ve cada quince días o una vez al mes. "Charlamos de todo, te hace una bajada de línea de cómo estás y en qué cosas necesitás enforcarte o cambiar", explicó. 

Del Cerro aclaró que nunca fue al psicólogo "tal vez por una cuestión de negación". "Pero con ella me siento muy cómoda. Puedo hablar de cómo me preocupa una situación laboral o lo que necesite contarle", señaló. 

"La primera a quien recurrí y con quien charlé fue la decodificadora. Me ayudó un montón a sacarlo, fue como un puntapié".

Fue ella la persona clave que la guió para poder contar, en su momento, el abuso que padeció. "Antes de contarlo en el Bailando, la primera a quien recurrí y con quien charlé fue ella. Me ayudó un montón a sacarlo", aseguró Mery.

"Fue tan claro lo que me dijo que lo sentí un poco como el puntapié para poder contarlo", cerró la modelo.

Mery del Cerro y cómo logró contar el abuso que padeció de chica gracias a la biodecodificación: "Me ayudó a sacarlo"

Cabe recordar el relato de Mery sobre dicha situación, que de chica no pudo contar a sus papás porque dijo que la había borrado de su cabeza.

“No fue violación. Sí fue abuso, sí fue manoseo. Fue por dos encargados de dos edificios donde yo viví. En ese momento, ese encargado tenía un hijito chiquito, a mí me encantaban los niños, yo conocía a la mujer del encargado y era como ir a jugar con el chiquito. Fue en esa circunstancia que un par de veces me llevó al sótano, que estaba oscuro, con el chiquito, y me apoyó", detalló a Marcelo Polino, en 2018.