Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Firme decisión de El Nueve tras el escándalo entre Roccasalvo y Pecoraro: "No se puede hablar del conflicto en la pantalla del canal"

Tomás Dente informó la medida tomada luego de que saliera a la luz la guerra entre la conductora y el periodista.

Firme decisión de El Nueve tras el escándalo entre Susana Roccasalvo y Lío Pecoraro

Cansada de no poder salir al aire desde su casa para Implacables por las constantes llamadas que recibía durante la transmisión, Susana Roccasalvo recurrió a la Justicia para que investiguen los números que la "hostigaban" siempre que intentaba hacer su labor periodísta. Lo que no imaginó la conductora fue que gran parte de esos llamados los hacía su colega Lío Pecoraro, con quien comparte pantalla en El Nueve.

"Yo no quiero hacer de esto un reality. Acá la única víctima soy yo. Yo no fui a denunciar a nadie. Yo le pedí a la Justicia que me diga quién es, porque podía ser una persona enferma, un psicópata, una persona mala, alguien que no me quiera de la parte personal. Fui a la Justicia lejos de pensar que podía ser esta persona, menos alguien que trabaja en canal 9. Yo no fui a denunciar a nadie", dijo Roccasalvo, en su descargo en Nosotros a la Mañana, nota en la que también protagonizó un fuerte encontronazo con Tomás Dente, quien intentó defender a su compañero Pecoraro.

"Hay una prohibición vigente: no se puede hablar del conflicto Pecoraro-Roccasalvo en la pantalla del canal", detalló Tomás Dente.

Con el tema resonando en los medios de comunicación, Dente informó en el programa de eltrece la tajante decisión que tomó el canal vecino para que la grieta entre dos figuras de su pantalla se vaya cerrando.

"Intenté comunicarme con Susana pero me bloqueó en el teléfono. El problema es del que se enoja. Pero hay internas muy fuertes en canal 9. Está muy caldeado el tema. De hecho, hay una prohibición vigente: no se puede hablar del conflicto Pecoraro-Roccasalvo en la pantalla del canal", detalló Tomás, ampliando sobre el escandaloso tema. Y concluyó: "Cuando los mismo protagonistas lo exteriorizan, es muy difícil parar la bola de nieve. Hay muchas internas".