Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Donato de Santis fulminó a los fans de MasterChef: "Me da bronca que la gente pierda la oportunidad de aprender"

El jurado lamentó que los televidentes del certamen de cocina "quieran sangre" en las redes sociales.

Donato se mostró fastidioso con los televidentes de MasterChef.
Donato se mostró fastidioso con los televidentes de MasterChef.

Aunque celebra lo bien que le está yendo al programa del que forma parte, MasterChef Celebrity (Telefe)Donato de Santis manifestó su fastidio con los fanáticos del certamen de cocina. ¿Qué le molesta? Que, según él, se tomen muy a pecho lo que ocurre al aire.

“El éxito de MasterChef lo vivo bien pero, a veces, con un poco de tristeza. Mucha gente se toma a pecho un programa de televisión. Este asunto de la grieta, el amigo, el que tiene que ganar, el que tiene que perder... Es un programa de entretenimiento. Más allá de que una persona pueda ser simpática o antipática, no es un concurso de personalidad, es un concurso de cocina", comenzó el cocinero.

"La gente quiere ver sangre y no es así, es un programa de cocina y la devolución de sus comidas es el corazón del programa... No castigar a la persona que dijo una barbaridad", remarcó en diálogo con Juan Etchegoyen para Mitre Live.

"El éxito de MasterChef lo vivo bien pero, a veces, con un poco de tristeza. Mucha gente se toma a pecho un programa de televisión. Este asunto de la grieta, el amigo, el que tiene que ganar, el que tiene que perder...".

Y apuntó fuerte contra los fanáticos del ciclo que suelen tomar partido por un participante o el otro a través de las redes sociales: "Me da bronca que la gente se pierda la oportunidad de aprender algo. Aprender aun con las fallas. No somos perfectos. Es un entretenimiento".

Y continuó: "La gente se tiene que cagar de risa. Si no parece que tiene que estar todo preparado para matar a alguien. Para que se lo destruya. No me afecta, pero me da pena que haya personas que se pierdan esa oportunidad. Obviamente, hay bandos e hinchan por el otro...", reflexionó.

"La gente quiere ver sangre y no es así, es un programa de cocina y la devolución de sus comidas es el corazón del programa... No castigar a la persona que dijo una barbaridad".

Sin embargo, destacó el entusiasmo de los jóvenes por el ciclo y dio algunas pistas sobre cómo el jurado juzga el desempeño de los participantes. "Mejor plato gana, peor plato sale. Si hay dos platos feos iguales, se tienen en cuenta otras cosas. Pero si el plato no está rico por distintos factores que cambian todo el tiempo, tratamos de entretener. La masa joven está muy interesada. Y son los que más entienden la situación más allá de mensajes inventados. Es un poco divertirse y ver cómo crecen los participantes. Sentimos que hay familias que se juntan para ver qué pasa hoy”, sentenció.