Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Crudo relato de Ángela Leiva sobre la relación con su ex: "Me acostaba con él, me daba vuelta y lloraba"

La cantante recordó en Mujeres de eltrece la dura etapa que atravesó en su noviazgo con Mariano Roberto Zelaya.

Ángela Leiva y el tormentoso final de su relación con su expareja: “Me acostaba con él, se apagaba la luz, me daba vuelta y lloraba”

En su presente prima la felicidad que la invade con su participación en Cantando 2020 y su nueva relación con Martín (uno de los integrantes de su banda de quien se enamoró). Sin embargo, Ángela Leiva mantiene latente la difícil etapa que vivió en su noviazgo con su ex, Mariano Roberto Zelaya.

"Estuve ocho años con él, que era 14 años mayor que yo. Durante la relación manejó mi carrera artística, mi agenda, producía mis discos. Lo amaba y confiaba ciegamente en él”, comenzó diciendo la cantante en Mujeres de eltrece, además de revelar que tenía tan solo 21 años cuando comenzó esta relación.

"Yo me acostaba con mi ex a la noche, se apagaba la luz, me daba vuelta y lloraba. Fue duro. Lo único que me sacaba de ese lugar eran mis giras, mi trabajo, que gracias a Dios nunca paró".

Por otro lado, Ángela relató la complicada etapa que atravesó en el último período de su historia con Mariano: "En los últimos tres o cuatro años, ya no había amor por lo menos de mi parte. Como mujer no me sentía cómoda estando con él. Mis primeros intentos por separarme fueron fallidos porque realizaba un trabajo psicológico sobre mí, me hacía creer que sin él no era nada".

"Me costó tres años de mi vida. Fueron muy sufridos. Uno a veces habla fríamente sobre lo difícil que es acostarse con un hombre que no ama. No hablo del sexo, sino de acostarse en una cama con el hombre que no amás. Es muy tremendo. Yo me acostaba con él a la noche, se apagaba la luz, me daba vuelta y lloraba. Fue duro. Lo único que me sacaba de ese lugar eran mis giras, mi trabajo, que gracias a Dios nunca paró", agregó.

"Después de esos tres años de infierno y pesadilla me animé a salir de esa relación, pensando que iba a tener que dedicarme a otra cosa".

Y cerró, a corazón abierto: "Después de esos tres años de infierno y pesadilla me animé a salir de esa relación, pensando que iba a tener que dedicarme a otra cosa".