Se viene el alcohol saludable

Un científico británico dice haber inventado un alcohol que no es perjudicial para la salud.
"Hemos estado emborrachándonos por más de dos mil años y ahora la ciencia moderna puede darnos una forma más segura de divertirnos", escribió el científico en un artículo del diario The Sun.

La sustancia de la que hablamos proporcionaría la misma sensación que tenemos al estar ebrios pero sin los riesgos que corre nuestra salud por tomar unas copitas de más. Al menos eso dice quien la está desarrollando, el profesor británico David Nutt.

Nutt, está trabajando en el desarrollo de un prototipo de alcohol sintético. Para el científico este invento podría ayudar a reducir el número de muertos por los problemas que causa abusar del alcohol, así como también "podríamos deshacernos de la cirrosis hepática, úlceras de estómago, problemas cardiacos y un gran número de los efectos tóxicos".

Este alcohol sintético se añadiría a una bebida y cualquier persona que lo utilice obtendría la misma sensación que provoca el alcohol común pero sin los efectos que éste produce, sin la resaca o sin dañar el hígado.

Además, también fabricaría una especie antídoto que le permitirá a la persona volver a casa conduciendo sin peligro luego de haber tomado. Algo muy novedoso si se tiene en cuenta que "en estos momentos es muy difícil de tratar la intoxicación por alcohol".

Pero para el científico este antídoto no todo es tan lindo como parece. En primer lugar, porque "hay poco interés externo, tal vez porque la gente piensa de la idea es demasiado radical". En segundo lugar porque "la venta de la sustancia sería difícil. Sería clasificado como una droga e iría en contra de las leyes de drogas".

Por el momento, este nuevo alcohol sintético se está probando con algunos voluntarios y podría salir a la venta dentro de 3 a 5 años. Eso sí, Nutt dice que necesita el apoyo del gobierno y además ver cómo reaccionarían las empresas que se dedican al negocio del alcohol, porque quizás no les caiga muy bien la novedad.