Ciudad Magazine

Notas Top

El insólito accidente de Marian Farjat en un boliche: "Me corté la cola con una copa y me dieron cinco puntos"

La ex Gran Hermano 2015 habló con Ciudad del doloroso episodio que padeció al sentarse sobre un sofá y por el que fue atendida de urgencia.

El insólito accidente de Marian Farjat en un boliche: Me corté la cola con una copa y me dieron cinco puntos
El insólito accidente de Marian Farjat en un boliche: Me corté la cola con una copa y me dieron cinco puntos

El fin de semana Marian Farjat (24) fue a bailar con su grupo de amigas para pasarla bien, pero al final de la noche vivió una verdadera pesadilla, cuando se cortó la cola y debió ser atendida de urgencia por el personal médico del local nocturno. El insólito accidente se produjo cerca de las 3 de la mañana del sábado, según contó la ex Gran Hermano 2015 a Ciudad: “Estaba en festejando el cumple de un amigo, no sé si borracha, pero sí eufórica. Bailaba alrededor de nuestra mesa y cuando me siento, me clavo una copa de vidrio que ya estaba rota y que habría dejado tirada algún otro borracho”.

-¿Cómo reaccionaste en el momento?

-Cuando me toqué la cola sentí la sangre, y después era tanta la sangre que vi que me bajó la presión y me desmayé. Entonces, me llevaron a la sala de primeros auxilios del boliche, donde me sacaron las esquirlas y me desinfectaron la herida. Como no tenía encima el carnet de la obra social, me querían llevar a un hospital público, pero les dije que no me iba a dejar coser en cualquier lado como un matambre. Que me dejen ir al sanatorio Anchorena, donde fui; ahí me hicieron las curaciones en la nalga derecha y me dieron los cinco puntos de sutura. Además me aplicaron la vacuna antitetánica, por las dudas.

-¿Tuviste miedo?

-Me asusté más que nada porque hubo mucha tensión, porque en la enfermería también atendían a una chica que estaba convulsionando. La chica estaba inconsciente y se ocupaban de ella mientras yo me desangraba. En el momento pensaba, “la chica se muere y yo me estoy desangrando. ¿Qué hago?”. Ahí hubo una suerte de pelea con un policía y un enfermero, porque estaba en cola desangrándome y la ambulancia no llegaba. Como me enojé, firmé los papeles y me fui con un amigo al Anchorena. La discusión con el enfermero fue porque me podrían haber dejado ir si lo mío no era tan grave como lo de la otra chica.

-¿Evaluaste hacer algún reclamo contra el boliche?

-No, porque ellos no tienen la culpa, la culpa fue mía y ellos intentaron ayudarme. Ellos estaban más preocupados por la otra chica y los entiendo. Pero a mí me chorreaba mucha sangre, es una zona delicada. Tuve suerte de no cortarme una vena o arteria, porque si me cortaba más abajo había un nervio que es fundamental para caminar. Podría haber sido peor, me podría haber quedado paralítica. Pero por suerte no pasó a mayores.

-¿Te va a quedar cicatriz?

-No. Me dieron una cremita y si me la pongo me dijeron que no se me va a notar.

-¿Te duele?

-Sí. Aunque estoy con calmantes, me duele un poco. ¡Me rompí la cola, literalmente!

-¿Esto te va a afectar a tus trabajos?

-Sí, obvio. Me afecta porque a mí me encanta mostrar el cuerpo en Instagram, pero ya está... me voy a tener que guardar un tiempo. De paso, me voy a poner a entrenar para cuando esté en condiciones de volver a mostrar mi cola, poder romper las redes, je, je.