Barry Gibb, el último Bee Gees vivo, fue nombrado Caballero del Imperio británico por el príncipe Carlos

Barry Gibb, el último Bee Gees vivo, fue nombrado Caballero del Imperio británico por el príncipe Carlos. (Foto: DPA)
Barry Gibb, el último Bee Gees vivo, fue nombrado Caballero del Imperio británico por el príncipe Carlos. (Foto: DPA)

El cantante Barry Gibb, único superviviente del mítico grupo de música Bee Gees, fue nombrado hoy Caballero del Imperio Británico. 

Gibb, de 71 años, recibió la condecoración de manos del heredero al trono británico, el príncipe Carlos, en una ceremonia que tuvo lugar en el palacio de Buckingham. 

"Si no fuera por mis hermanos no estaría aquí", dijo el músico sobre los gemelos Maurice y Robin Gibb, con quien formó el grupo en 1958, fallecidos en 2003 y 2012, respectivamente. 

"Espero y rezo porque sean conscientes de lo que ha ocurrido y que se sientan orgullosos", declaró el cantante y compositor después de recibir la condecoración real, un momento que le hubiera "encantado" compartir con ellos. 

Los tres formaron uno de los grupos más famosos de los años 60 y 70, con más de 200 millones de discos vendidos. 

En 1977, la banda sonora que hicieron para la película "Saturday Night Fever" ("Fiebre del Sábado Noche"), protagonizada por John Travolta, se convirtió en una de las más exitosas de la historia musical, con más de 45 millones copias vendidas. 

Entre sus temas más populares destacan "Night Fever", "Stayin Alive", "How Deep Is Your Love", "Massachusstts" o "You Win Again". 

Barry Gibb nació en la Isla de Man (Reino Unido) en 1946 y creció en Manchester, antes de mudarse con su familia a Australia, donde nacieron los Bee Gees. 

Fue allí donde tuvieron su primer gran éxito, "Spicks and Specks", lo que les valió el pasaporte de la fama para regresar a su tierra, el Reino Unido, donde volvieron a triunfar con "New York Mining Disaster 1941", de 1967. 

El cantante confesó hoy que su regreso se debió a su admiración por The Beatles y su deseo de convertirse en "un grupo de pop como ellos". 

"Siempre empiezas emulando a alguien y, de ese modo, te encuentras a ti mismo y la inspiración", manifestó. 

Los Gibb colaboraron a lo largo de los años con artistas de la talla de Diana Ross, Barbra Streisand y Dolly Parton, algo que hoy Barry calificó de "muy especial". 

En 2002 la monarquía británica ya reconoció el servicio a la música del grupo y la reina Isabel II les concedió la Orden del Imperio Británico en su grado de comandante.

Fuente: EFE