Sexto Sentido o las computadoras en todo momento

Conocé un prototipo que te permite tener Internet en cualquier lado. ¡Te vuela la peluca!
Las soluciones de movilidad dieron una gran respuesta a aquellos que dependían de la computadora en el hogar o en la oficina para estudiar, divertirse o trabajar. A las poderosas notebooks le siguieron las más livianas netbooks, y los smartphones o celulares multifacéticos también hacen su tarea. Sin embargo, todavía hay que depender de un aparato que se tiene que llevar a todas partes.

El próximo paso en materia de computación parece ser el de la ubicuidad: estar conectado o poder acceder a Internet en cualquier lado.

Teniendo eso como base se presentó SixthSense, una tecnología capaz de transformar una hoja de papel en una computadora, o la misma mano en un teléfono celular. Pranav Mistry, investigador del MIT, es el investigador que logró es te avance, y lo mostró durante el evento de Tecnología TEDIndia.

Se trata por ahora de un prototipo, que permite aumentar el mundo físico con información digital. En otras palabras, permite transformar cualquier tipo de superficie en una computadora. Su creador anunció, además, que estará lanzando el código de manera abierta y gratuita.

De esta manera, será posible armarse una interfaz propia. La que el desarrollador mostró es una especie de computadora para vestir, con unas especies de dedales de colores que se ponen en los dedos, una cámara bluetooth, un espejo y un miniproyector capaz de mostrar las imágenes sobre cualquier superficie y el software se podrá modificar a gusto. Claro, la conexión a Internet se hace a través de un smartphone, pero que se puede llevar en el bolsillo.

La cámara captura los gestos físicos, manda la información al smartphone, y la interacción es mostrada por el proyector sobre el espejo.

¿Qué es lo qué se puede hacer? Pues casi todo lo que se hace actualmente con una computadora, pero sin ella. Chequear mail en la palma de la mano; sacar fotos sin cámara, sólo juntando los cuatro dedales en la pose de foto y listo; tomar un libro y consultar su precio, información del autor y su crítica en diversos sitios de Internet, saber si los vuelos vienen retrasados con sólo mirar la palma de la mano y varias cosas más.

La idea es que el costo de armar esta computadora propia sea accesible para todos. Por ahora, lo más caro es el proyector, y el total de los elementos andan por los U$350.