Murió la mamá de Graciela Alfano: el emotivo mensaje de la actriz en medio del dolor

Lilly falleció a los 95 años y su hija le dedicó dulces palabras en TwitterTinelli también le dio el pésame a la jurado de ShowMatch

Murió la mamá de Graciela Alfano: el emotivo mensaje de la actriz en medio del dolor

La ausencia de Graciela Alfano el último viernes en ShowMatch no pasó desapercibida y Marcelo Tinelli fue quien explicó al público que la jurado no estaba presente en el estudio por “un problema personal”.

Finalmente, se conoció que el motivo de la ausencia de Graciela se debía al delicado estado de salud de su mamá, Lilly, quien falleció en las últimas horas. Así lo contó la propia Alfano en su cuenta de Twitter, donde le dedicó un dulce mensaje a su madre.

Un nuevo Ángel en el Cielo. Bello, alegre, generoso, honesto y sabio. ¡Siempre estarás en nuestros corazones!”, escribió la actriz en medio del dolor, junto a dos fotografías. En una aparece Lilly posando de joven y en otra está junto a Graciela, quien le besa tiernamente la frente.

"Un nuevo Ángel en el Cielo. Bello, alegre, generoso, honesto y sabio. ¡Siempre estarás en nuestros corazones!", expresó la actriz en Twitter. 

Tinelli también se hizo eco de la triste noticia y le dio el pésame a través de la red social: “Todo mi amor y mi cariño, en este momento tan difícil para vos, querida @alfanograce”, twitteó respetuosamente el conductor.

Un año atrás, Lilly había participado del homenaje que le realizó el programa Gracias por venir, gracias por estar a su hija: “Me enorgullece todo. Soy la madre, ¿qué querés que te diga? A una madre le enorgullece todo de sus hijos, hasta sus defectos. Es sincera, directa, me agrada mucho sobre todo su rectitud para definir las cosas, para acercarse a la gente. Sufrí tanto cuando le hacían una crítica. ¿Qué madre no se siente mal cuando no hablan bellezas de sus hijos?”, dijo en ese momento mirando a cámara.

El mensaje final de su mamá, había emocionado hasta las lágrimas a la homenajeada: “Fuiste lo mejor que me pudo ocurrir. Ya caminando el ocaso, como dice la poesía, siento un profundo agradecimiento a Dios porque me haya brindado tu amor, tu solidaridad y la inmensa ternura que pusiste en mi diario existir. Los besos más lindos. Nunca te voy a dejar, nunca”. ¡Fuerza, Grace!