El "LTA" de Toti Pasman a los ladrones que le robaron una rueda de su auto por cuarta vez en un año

El periodista deportivo relató su bronca por sufrir un nuevo asalto a su vehículo. Pero mirá la "revancha" que se tomó con los delincuentes.

Toti Pasman y su catarsis tuitera tras sufrir un nuevo robo. (Foto: Web)
Toti Pasman y su catarsis tuitera tras sufrir un nuevo robo. (Foto: Web)

Tweet 1: "Cuarto robo de rueda de auxilio que sufro en un año calendario. Avenida Maipú, 13 horas, en la puerta del banco, pleno Vicente López. Está lindo el país". Tweet 2: "Les cuento más, los chorros hasta tuvieron tiempo de afanarme las compras, porque yo venía del súper". Tweet 3: "Pero no se dieron cuenta de que abajo de las bolsas del súper tenía el iPad. Jajaja, chorros pelotudos, hdp, ¡¡¡LTA!!!".

No contó hasta diez. Le bastó con llegar a cuatro. Toti Pasman llegó a su auto, que había estacionado frente a un banco en Vicente López, y vio que una vez más faltaba la rueda de auxilio de su Peugeot 308. En medio de la bronca, no contó hasta diez. Llegó a cuatro. Y decidió descargarse por Twitter.

"Cuarto robo de rueda de auxilio que sufro en un año. Avenida Maipú, 13 horas, en la puerta del banco, pleno Vicente López. Está lindo el país", escribió. Luego agregó: "Son cuatro robos en un año calendario. Les cuento más, los chorros hasta tuvieron tiempo de afanarme las compras, porque yo venía del súper".

Pero luego, dentro de su catarsis tuitera, se tomó un tiempo para destacar algo que le hizo esbozar una sonrisa dentro de la bronca: "Les cuento algo, no se dieron cuenta de que abajo de las bolsas del súper tenía el iPad. Jajaja, chorros pelotudos, hdp, ¡¡¡LTA!!!".

Su ocurrencia tuvo varios RT. Claro, el famoso LTA quedó patentado por Diego Maradona, cuando en una conferencia de prensa en Uruguay tras la clasificación de la Selección Argentina al Mundial 2010, el por ese entonces DT le dijo a Toti: "Vos también la tenés adentro, Pasman...".

Sin rueda de auxilio por cuarta vez, pero con la "satisfacción" de tener su iPad (con mucha información) a salvo, el periodista deportivo cerró su relato en (menos de) 140 caracteres: "Menos mal que se puede hacer catarsis por Twitter...".