Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Los Beckham compran una mansión en Londres por… ¡54 millones de euros!

La pareja adquirió una casa de cuatro pisos en el exclusivo barrio londinense. Además tendrá una habitación del pánico, un túnel secreto que comunicará con otra casa en la que vivirá el servicio y varias excentricidades más. 

David Beckham y Victoria Adams decidieron vender hace poco el famoso Beckingham Palace que compraron en 1999 por 3 millones de euros. Pero durante le añadieron 21 millones para realizar reformas. Lo que da un total de 24 millones. Lo malo es que sólo lo pudieron vender a 14 millones, no fue un buen negocio.

Pero como el ex futbolista y la ex Spice Girl tienen una tremenda fortuna no tienen problema para conseguir un nuevo hogar. De hecho, la pareja adquirió una divina mansión en el exclusivo barrio Notting Hills, en Londres, por la módica suma de… ¡54 millones de euros! (un poco más de 64 millones de dólares).

El nuevo hogar de los Beckham tiene cuatro pisos y un sótano con un tremendo garaje para que pueda entrar la gran flota de autos que posee la familia.

Pero como si esa suma de dinero no fuese suficiente, la pareja quiere hacer varias reformas por lo que además gastará 6 millones adicionales. ¿Para qué? Una es muy importante ya que decidieron construir una habitación del pánico. Pero las otras ya rozan lo excéntrico (para ser generosos) y son: un salón de belleza para Victoria, una habitación especial para guardar los zapatos de la ahora  diseñadora de modas y varios baños con televisores resistentes al agua música funcional.

Según publicó el diario The Sun, los Beckham destinarán la segunda planta a sus cuatro hijos. Cada uno de ellos tendrá un dormitorio con su baño suite. En la planta baja, habrá un gimnasio, un pequeño estudio, una sala de masajes y las tres habitaciones destinadas al servicio, que podrá acceder a la vivienda a través de un túnel secreto. Este pasadizo comunicará la mansión de los Beckham con una segunda casa por la que se marcharán sus empleados cuando terminen su jornada laboral.