Ciudad Magazine

Notas Top

Luly Drozdek, víctima de un secuestro virtual

El azar de los llamados extorsivos esta vez le tocó a la modelo Luly Drozdek, que por suerte no llegó a concretarse. En las últimas horas, se comunicaron con la casa de su madre, a quien le aseguraron que a su hija secuestrada. "Mi mamá casi muere de un infarto cuando le dijeron que me habían secuestrado", aseguró la modelo.

"Mamá cayó porque se puso sensible. Pero al salir de la casa y caminar por la calle, el inalámbrico se cortó la señal. Ahí los chorros volvieron a llamar y atendió su marido. Los puteó y cortó… Lo peor es que mamá no podía comunicarse conmigo hasta que se le ocurrió llamar a una amiga mía y ella le dijo que yo estaba a su lado. Fue una desgracia con suerte", se alivió la rubia.