Flor de la V, súper osada: impactante transparencia… ¡sin corpiño!