Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Carmela Bárbaro recordó su lucha contra el cáncer: "Tuve un linfoma a los 15 años; a esa edad, la muerte no es una opción"

La panelista habló de la dura enfermedad que transitó en su adolescencia y contó cómo se la diagnosticaron. 

En primera persona, Carmela Bárbaro recordó su lucha contra el cáncer: "Tuve un linfoma a los 15 años; y la quimio fue muy agresiva"

La triste noticia de la enfermedad de Noah, el hijo de 3 años de Luisana Lopilato y Michael Bublé, dio paso a que Carmela Bárbaro (39) recuerde su lucha contra el cáncer en Los Ángeles de la Mañana, programa en el que se encontró de casualidad con la doctora que la asistió 24 años atrás: la especialista fue a aportar su conocimiento sobre la enfermedad que afecta al niño y relató algunas experiencias personales con sus pacientes. 

"Yo tuve un linfoma a los 15 años. La doctora, que me la acabo de encontrar de casualidad, es la que me punzaba. A mí no me sedó nunca. Supongo que el tratamiento debe haber mejorado un montón con el paso de los años", confió Carmela, abriendo paso a su propia historia.  

"Yo tuve un linfoma a los 15 años. ¿Cómo me lo diagnosticaron? Yo creía que tenia una contractura porque tenia una bolita en el cuello, pero era otra cosa".

Acto seguido, procedió con su relato: "¿Cómo me lo diagnosticaron? Yo creía que tenia una contractura porque dormía doblada, y tenia una bolita en el cuello. Una bolita dura. Entonces me fui a ver a un kinesiólogo que me había conseguido mi papá, todo por fuera del sistema de salud. Pero cuando me vio me dijo que 'estaba grande para ser una contractura, que me lo haga ver'. No pensé en otra cosa. Era muy chica, no había tenido casos en mi familia de cáncer, y eso no se me cruzó por la cabeza. Y menos a mi papá. Entonces, fui con mi papá a ver a un doctor que era su amigo, el doctor Mario Díaz, que trabajaba en el Hospital Garrahan, entramos a su oficina sin turno y, en ese mismo momento, dijo 'esperá un minutito'. Y por la misma puerta entró el oncólogo. Yo no sabía lo que era un oncólogo, con lo cual no me asusté. Estaba muy alejada de eso. Tenía 15 años, entendía, pero el mundo de las enfermedades es algo que uno conoce de grande. Mi mamá ya entendió de qué se trataba en ese momento, lamentablemente".  

"Arrancás una carrera contra el tiempo, porque cuando sos chico, así como te recuperás más rápido, lo otro también avanza rápido. El tratamiento duró 6 meses".

Con la enfermedad transformada en un duro recuerdo, la panelista dio detalles del tratamiento que afrontó para salir adelante: "Ahí arrancás una carrera contra el tiempo, y es en velocidad…. Yo me acuerdo que tenía que hacerme una biopsia y caía justo el día de mi cumpleaños. Y yo quería negociar el tiempo. Pero no hay nada que negociar, era ese día y había que hacerlo ya. Ese es el primer impacto que sentís, porque no controlás más nada. Tenía que hacer todo sin chistar, cuando me lo decían. Yo no me había fracturado, no me había enfermado, sólo tuve varicela y sarampión; siempre fui una nena absolutamente sana. No tuve ningún otro síntoma maá que ese, en ese momento. Y arranqué una especie de carrera contra el tiempo. Porque cuando vos sos chico así como te recuperás más rápido, las células se regeneran más rápido, y lo otro también avanza más rápido… El tratamiento duró seis meses, y la quimio fue muy agresiva".  

Por último, Carmela aseguró que en ese momento, al no entender con claridad lo que le estaba pasando, no transitó la enfermedad con demasiados temores. "¿Si me asusté? Es que no tenés opción. Esto es personal, cuando vos tenés 15 años, la opción de morirte no es una opción… La primera vez me internaron muchos días fue la parte más cruenta. Pero no tenía opción. Yo no sabía ni tragar pastillas. No tuve miedo por un tema de edad. Si hay una mínima opción para estar bien, lo tenés que hacer".