Así hablaba en TV Leonela, la tía de Sheila detenida, que habría confesado el crimen: "Ella sólo salía conmigo"

La mujer, embarazada de 8 meses, se habría quebrado ante la Policía. Horas antes se mostraba preocupada en TV. Video.

La entrevista a Leonela Ayala, la tía de Sheila, horas antes de convertirse en la principal sospechosa del homicidio

En medio de la conmoción que produjo el hallazgo del cuerpo sin vida de Sheila Ayala, la nena de 10 años asesinada en San Miguel, fuentes policiales informaron que Leonela Ayala, hermana del papá de la niña, junto a su pareja Fabián González, son los principales sospechosos. Según informó TN, se habrían quebrado y habrían reconocido el crimen: "Tomamos alcohol y drogas y no sabemos qué pasó", es la frase que trascendió que habría dicho la mujer, que está embarazada de 8 meses, y que fue una de las que más entrevistas dio en televisión los casi 5 días que estuvo desaparecida la nena.

"Mi sobrina se fue con alguien conocido, porque ella si no es conocido, no se va. Nunca se va y si se va, se va conmigo. Ella sale solo conmigo".

En sus declaraciones a los medios, Leonela apuntaba a la mamá de Sheila: “Para mi está todo planeado para que mi hermano quede mal. Ella quiere a los chicos, pero no los tiene como deben estar. Para mi no es por los chicos, es por plata”, aseguraba este jueves por la mañana en una entrevista con C5N, mientras ponía en dudas las palabras de la mamá de nena sobre el rastrillaje que se había hecho en el barrio de San Miguel.

"La nueva pareja de mi hermano nunca les pegaba a los chicos. Me decía ‘noni, vení, fijate a los chicos porque no me hacen caso’. Yo los retaba como tía, nunca les levanté la mano, jamás en mi vida. Si les pego, les pego a mis hijos, pero no a hijos ajenos".

También la mujer hablaba bien de la nueva pareja de su hermano y se mostraba preocupada por la desaparición de Sheila: “Ella nunca le pegaba. Me decía ‘noni, vení, fijate en los chicos porque no me hacen caso’. Yo los retaba como tía, nunca les levanté la mano, jamás en mi vida. Si les pego, les pego a mis hijos, pero no a hijos ajenos”, afirmaba.

“Mi sobrina se fue con alguien conocido, porque ella si no es conocido, no se va. Nunca se va y si se va, se va conmigo. Ella sale solo conmigo”, finalizaba su testimonio en un relato, que a la luz de las últimas informaciones, se convierte en escalofriante.