Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Amalia Granata contó el difícil momento que vivió en el quirófano: "No me podían despertar"

La diputada contó la angustiante situación atravesó cuando la internaron para sacarle un granuloma.

En medio de su conflicto con Jorge Rial por su defensa a Susana GiménezAmalia Granata contó el difícil momento que vivió en el quirófano.

¿Qué sucedió? La diputada provincial por Santa Fe tuvo que ser internada e intervenida quirúrgicamente con el objetivo de removerle un granuloma.

Y aunque le dijeron que el procedimiento era simple, se complicó. En primera persona, Amalia contó la angustiante situación atravesó bajo los efectos de la anestesia.

AMALIA GRANATA CONTÓ EL DIFÍCIL MOMENTO QUE VIVIÓ EN EL QUIRÓFANO

En Polino Auténtico, ciclo radial donde Amalia Granata es panelista, relató: "Tenía en un granuloma y me dijeron que era fácil de sacar, pero bueno, ahí yo ya le conté al médico que cuando me habían dado anestesia por una muela me había descompuesto, por lo que, por suerte, me dijo de hacerlo en un sanatorio y no en el consultorio".

"Cuando terminó la intervención no me podían despertar. Y yo les digo que sí escuchaba todo lo que estaba pasando, pero no me podía despertar y no podía respirar"

"Me hice todos los análisis prequirurgicos y me salió todo bien pero, en síntesis, cuando terminó la intervención no me podían despertar. Y yo les digo que sí escuchaba todo lo que estaba pasando, sentía los cachetazos que me daban, las corridas, pero no me podía despertar y no podía respirar. Me ponían la máscara con oxígeno y yo les quería decir que era peor pero no podía...", contó Amalia.

Y contó que cuando se despertó se quebró en llanto: "En un momento me sentí tan mal, tenía el cuerpo helado, no podía respirar así que le dije a Dios ‘llevame o salvame’. De repente, pude empezar a balbucear y lloré mucho. Me dijeron que me pasó esto porque tengo mucho stress... Cuando me fui a mi casa no me quería dormir porque tenía miedo de no despertarme".

"En un momento me sentí tan mal, tenía el cuerpo helado, no podía respirar así que le dije a Dios ‘llevame o salvame’"

Antes de cerrar, reveló que esta no fue la primera vez que el stress le jugó una mala pasada.

"Lo qué pasa es que yo no lo quise contar antes, pero en el verano ya me había venido una semana antes de vacaciones porque un día sentí que no podía respirar, pensé que tenía covid pero no, me dieron un ansiolítico, así que es stress."

"Por lo que pido perdón porque se que tengo un compromiso con el Pueblo pero me voy a tomar cuatro días para descansar por una cuestión de salud", sentenció.