Le dicen el "Matador"...

Pero no nació en Barracas. Marcelo Salas, dios terrenal para los hinchas de River, planea en Chile un partido despedida a toda orquesta. Prometieron su presencia figuras de todo el mundo.

Pasó por varios lados, es cierto, pero River fue su casa, su "amor eterno" que no se eclipsó ni siquiera por la histórica rivalidad que, por esas cosas de la vida, dividió a argentinos de chilenos. Goleador de fina estampa, implacable dentro del área, Marcelo Salas ya anunció su retiro del fútbol y espera una despedida a toda orquesta.
Será el 2 de junio próximo en el estadio Nacional de Santiago, donde asistirán figuras de todo el mundo. Un dato, apenas: a poco menos de un mes del partido, más de 3000 entradas fueron adquiridas en apenas dos días de venta.
De físico morrudo, mirada amenazante y también algo de torero, el pueblo millonario no tardó en bautizarlo, a secas, "Matador".
El máximo goleador de la selección chilena dijo que ya ha recibido la confirmación de astros como el uruguayo Enzo Francescoli, el francés David Trezeguet, los italianos Mark Juliano y Christian Vieri y los argentinos Diego Simeone y Matías Almeyda. Entre los chilenos, Salas adelantó que estará su compañero goleador Iván Zamorano y otros con los que compartió en la selección, como José Luis Sierra y Sebastián Rozental. El DT chileno Arturo Salah y el uruguayo Nelson Acosta serán los encargados de dirigir a los equipos.
"Estarán todos los que compartieron cosas importantes en mi carrera y saldrá algo lindo", prometió el zurdo, quien ahora busca qué hacer de su vida. Por lo pronto, viajó como invitado del club de sus amores, Universidad de Chile, hacia Bolivia, donde se jugarán el paso a octavos de final de la Copa Libertadores.
El delantero, que brilló en River, Lazio y Juventus, tiene todavía un desafío por delante: convencer a Diego Maradona, hoy técnico de la Selección Argentina, de que participe de su fiesta. ¿Podrá lograrlo?

- Los fanáticos de River le rinden un homenaje en el Fotoblog. Dejale tu mensaje.