Ciudad Magazine

Notas Top

Facundo Arana y Araceli González "blanquearon" los cortocircuitos que tuvieron en los ensayos de su nueva obra: "¿Por qué nos tenemos que llevar excelente?"

Los actores encabezan la ambiciosa propuesta Los puentes de Madison y le pusieron el pecho a las versiones de conflicto en una nota con Intrusos. 

Arana y Araceli González hablaron de los rumores de pelea: "¿Por qué nos tenemos que llevar excelente?"

Un proyecto laboral unió por primera vez sobre las tablas a Facundo Arana con Araceli González. Y viceversa, claro. Sin embargo, antes de levantar el telón y salir a escena con la obra Los puentes de Madison, los rumores de fuertes diferencias artísticas entre los protagonistas de la icónica historia de amor habrían hecho tambalear el interesante desafío. 

Tras dar vuelta la página y haber limado las asperezas, Facundo y Araceli le dieron una nota a Intrusos para hablar de la pieza que interpretarán y dejaron entrever, con un clima por momentos de tensión, que los conflictos fueron sorteados. 

"Las diferencias no eran importantes, no eran insanjables, nos pusimos de acuerdo de cómo íbamos a trabajar", dijo Arana.

Sin rodeo, Jorge Rial inició la entrevista con la pregunta de rigor: "La información decía que se habían peleado. ¿Qué pasó?". Y el galán fue quien tomó la iniciativa y le puso el pecho al interrogante. 

"Fueron diferencias entre dos personas grandes de buena fe, y yo a Araceli la conozco hace muchos años, pero no habíamos laburado juntos; diferencias que las resolvés con un café de por medio. Las diferencias no eran importantes, no eran insanjables, nos pusimos de acuerdo de cómo íbamos a trabajar. En el medio de todo eso, surgieron los rumores y elegimos hacer silencio, quedarnos tranquilos y que la realidad hable por sí misma. Diferencias insanjables no hubo nunca, sí muchos horarios de cosas que nosotros tenemos, los dos somos padres, tenemos una vida, el proyecto le da nervio a todo el mundo, y no quiero poner ninguna palabra de Ara en mi boca. Pero yo no tengo nada que decir, ni como profesional, nada", asumió Facundo sin ánimo de confrontar, pero con suma seriedad.  

"Cuando uno está trabajando es obvio que hay enlaces que pueden ser muy buenos un día y otros no. ¿Por qué nos tenemos que llevar excelente? No. Estamos trabajando, estamos conociéndonos", agregó Araceli.

Acto seguido, y dando muestras de su personalidad, Araceli dijo lo suyo: "Bueno, yo voy a hablar por mí. Yo nunca había trabajado con Facundo. Él es muy amigo de mi marido. Realmente, los procesos, cuando uno empieza a trabajar, son de conocimiento. Nosotros estamos con un director, que es el Indio Romero, y gracias a Dios estoy pudiendo estudiar teatro, que es lo que me hubiese encantado toda la vida. A veces uno tiene la oportunidad de estudiar y ser un gran actor. Y hay veces que las oportunidades te la da la vida con las obras que vas haciendo. Para mí hacer este personaje de Francesca es algo que me tiene angustiada todos los días. Me toca las fibras. Y cuando uno está trabajando en lo más profundo de su ser, es obvio que hay enlaces que pueden ser muy buenos un día y otros no. Y eso es válido porque estamos conociéndonos. ¿Por qué nos tenemos que llevar excelente? No. Estamos trabajando, estamos conociéndonos. Es decir ‘esto a mi no me gusta’, ‘bueno, yo soy así’. Esto es como las relaciones de pareja. Nosotros nos tenemos que amar arriba del escenario. Entonces, yo tengo que buscar lo que más ame de Facundo. Y a partir de ahí surgieron cosas. Y yo odio aclarar… Nosotros, todos, nos conocemos hace muchos años. No te puedo mentir quién soy. Vos no me podés mentir quién sos. Pero la verdad es que yo, como persona, no quiero estar más en conflicto. No sé si es la edad", expresó la actriz, dispuesta a vivir una gran experiencia laboral junto a su compañero. 

¿Y asunto aclarado? ¡Ejem, ejem!