La pelea de Natacha Jaitt y Annalisa Santi que pasó de las manos a Twitter