Marina Calabró contó en Intrusos su inusual manera de bañarse y lavarse la cabeza