La "broma" de Matías Alé que hizo transpirar a Alejandro Fantino

Charla que va, charla que viene, Matías Alé contó en Animales Sueltos que durante su relación con Graciela Alfano se había distanciado de su madre "hasta llegar a estar 5 años sin hablar". Y cuando Alejandro Fantino le preguntó cómo haría ahora para -con esa experiencia- conquistar, por ejemplo, a una mujer como Laura Bruni (otra invitada al living, que estaba al lado suyo), el actor le aclaró a la actriz: "Mi mamá está muerta, eh", dejando a todos mudos.

Alejandro y el resto del living tomó en serio la declaración, y cuando el conductor retomó el tema, incómodo por la situación, Alé aclaró que era una broma. "Vive, vive", dijo con una sonrisa. Glup...

"¡Es capaz de matar a la madre con tal de voltearse a una mina!", gritó Coco Sily. Y Fantino agregó: "Les quiero blanquear algo: la pasé muy mal desde que dijo eso. Estaba transpirando... ¡y era mentira! ¡Lo que hace para levantar una mina! Estás loco". Alé remató: "Perdón, Alé, si te hice pasar un mal momento".

Con el clima relajado, después Matías siguió con los chistes. "¡Menos mal que no dije mamá está  presa, si no era peor!", exclamó, como para... rematarla.