China: Google suspendió la censura y volvieron los líos con el gobierno local

Desde el buscador dicen que es una decisión sensata, pero desde el Estado chino sus representantes aseguran que la empresa violó su promesa y que es algo "erróneo".
Un nuevo capítulo en la novela "Google vs. China – China vs. Google" acaba de escribirse.

El primero se conoció a principios de enero de este año cuando Google amenazó con irse de China como medida de protesta en contra de la censura del régimen chino en Internet. La historia terminó con un final feliz, digamos: la empresa dueña del buscador más famoso del mundo se quedó en China, luego de una gran disputa el gobierno local por unos presuntos ciberataques.

Ahora, la novela tuvo un nuevo giro de rosca. Resulta que Google decidió suspender la censura que aplicaba a su buscador versión china y el gobierno de ese país explotó de rabia.

"Hemos dejado de censurar nuestros servicios de búsqueda: Google Search, Google News y Google Images en Google.cn. Asimismo, los usuarios de Internet que visiten el sitio Google.cn serán redirigidos hacia Google.com.hk", explicó el director jurídico de la empresa estadounidense, David Drummond en el blog oficial de la empresa.

En ese sitio brindaremos "resultados no censurados en chino simplificado, concebidos para usuarios en Internet de China continental y brindados a través de nuestros servidores instalados en Hong Kong", agregó Drummond.

Y la respuesta del gobierno chino no se hizo esperar. Desde Pekín las autoridades dijeron que Google violó su "promesa escrita que firmó cuando entró al mercado chino" y se equivoca "por completo" al dejar de censurar su motor de búsqueda, según un funcionario encargado de Internet en la Oficina de Información del Consejo de Estado.

Pero, en su comunicado, Google recordó que "el gobierno chino ha sido muy claro a lo largo de nuestras conversaciones sobre el hecho de que la autocensura era un requisito legal no negociable. Este nuevo acercamiento (...) es una solución sensata ante las dificultades que hemos encontrado y esperamos que el gobierno respete esta decisión", dijo Drummond.

"Es algo completamente erróneo (...) Expresamos nuestro descontento e indignación a Google por sus irrazonables acusaciones y conductas", dijo el funcionario chino y además indicó que miembros de su gobierno han hablado con Google en dos oportunidades, el 29 de enero y el 25 de febrero, para escuchar las intenciones de la compañía y demostrar la sinceridad de China.

En conclusión, esa misma fuente reveló que a Google le dijeron que estaban "dispuestos a seguir acogiendo sus operaciones y su desarrollo en China si ellos cumplían con las leyes chinas, pero que era asunto de ellos si estaban determinados a retirar su servicio".

También, el encargado de Internet en la oficina de Información del Consejo de Estado explicó que "las compañías extranjeras deben cumplir con las leyes y reglamentaciones chinas cuando operan en China", y dejó en claro que "el intercambio de opiniones en Internet es muy activo en China, y el comercio por ese medio ha crecido rápidamente. Como lo demuestran los hechos, el entorno para inversiones en Internet y su desarrollo en China funcionan".

Sin embargo, por ejemplo, las búsquedas de palabras clave como "Tíbet", "Falun Gong" (el movimiento chino de inspiración budista y taoísta) o "democracia" siguen bloqueadas, de acuerdo a lo que comprobó un periodista de la AFP.

Al parecer este bloqueo, pese a la decisión de Google, sugiere que el sistema chino de protección es capaz de filtrar todas las búsquedas realizadas en China.