Se vacía la biblioteca online de Google: sacan más de 100 obras francesas

El gigante de Internet tuvo que sacar los textos porque los había incluido sin autorización en su catálogo de libros digitales.
La biblioteca digital le está causando más de un dolor de cabeza a Google.

Hace unos días se conoció que Google y la Sociedad de Autores le hicieron cambios a un plan para crear una biblioteca en Internet, pero para la Justicia estadounidense fueron inadecuados porque no respondieron a las preocupaciones antimonopolio y de derechos de autor.

Y ahora una portavoz del grupo norteamericano confirmó la noticia del diario Le Figaro, en la que se afirmaba que Google había apelado parte de la decisión del Tribunal de Gran Instancia de París, que condenó a la firma por "falsificación de derechos de autor".

Por eso, Google retirará las más de cien obras de la editorial La Martinière (que no descarta un futuro acuerdo con el gigante buscador) indicadas por el tribunal e intentará que la Justicia la exima de publicar dicha sentencia en el apartado "Libros" de su página web durante quince días.

Desde Google trataron de minimizar el asunto y explicaron que la decisión de retirar las obras se enmarca dentro de la estrategia habitual de la empresa, que retira las obras de los editores que lo soliciten, sin necesidad de iniciar un proceso legal.

Hace pocas semanas, directivos de Google se habían reunido con el ministro francés de Cultura, Frédéric Mitterrand, quien anunció que le propondrá a la empresa de Internet un acuerdo sobre la digitalización de libros, basado en "un intercambio de ficheros sin confidencialidad ni exclusividad, con transparencia y respetando a los autores", y ha anunciado que, si Google no accede, "hay otros operadores privados potenciales".

Mientras, Google está por lanzar su biblioteca digital paga Google Editions, que pondrá en marcha en Francia, España, los Estados Unidos, Alemania, Italia, Holanda y Japón, y que contará con un fondo de 12 millones de libros, de los que unos 8,5 millones mantienen los derechos de autor.

Fuente: EFE