A Jacobo le cae mal el chocolate

Verborrágico como siempre y sin pelos en la lengua, Jacobo arremetió con todo, y esta vez el blanco de sus críticas fue Ricardo Fort.

Desde Mar del Plata y para "Este es el show", el mediático más legendario "incineró" al mediático del momento, a su manera, utilizando sus típicas metáforas, esas que, desde siempre, divierten y sorprenden al público.

Para colmo, en el piso estaba Aschira, la supuesta "abuelastra" del millonario que, lejos de defenderlo, festejó con sonrisas las ocurrencias de Jacobo.

"Fort no toca a una mujer ni con una caña de pescar. Yo no le tengo miedo, hay que decir la verdad", empezó señalando.

Y acto seguido contó el inicio de su disputa con el chocolatero: "Hace una semana yo, que no tengo onda con Fort, fui invitado a su fiesta. Después me llamaron y me dijeron ´sí venís, te van a sacar con la policía y los custodios´. Pero no terminó todo ahí: llamó a la prensa y dijo que yo había sido echado de la casa; yo ahora le contesto que no le tengo miedo, que lo conozco hace veinte años y que sí quiere guerra conmigo, la va a tener hasta el final".

A esta altura, ni Carla ni José María intentaron frenar la prédica de Jacobo, que continuó su monólogo, más aguerrido que nunca: "Ya hice una denuncia por amenaza de muerte, y quiero decir que sí me pasa algo, responsabilizo a sus custodios".

Y para el final reservó su carta más característica, una catarata de palabras, acompañada por un color rojo intenso en su rostro: "Tiene colágeno en la cara, se hizo el pelo, no es un ser humano, es una Barbie en descomposición. No tiene códigos, que done plata al hospital, que deje de alquilar novias. Con su programa hizo 9 puntos y después 6 , y ahora que empieza el fútbol, no lo va a mirar ni Pepe Pompín", agregó.

A continuación, José María quiso frenar a Winograd; de hecho manifestó: "nos estamos yendo a la banquina". Lamentablemente para el conductor, "no se estaban yendo", "ya se habían ido".