La mega fiesta de Fort terminó siendo una kermesse

Aunque Santiago del Moro se empecinó en decir que era la "fiesta del glamour", lo cierto es que en la fiesta de Ricardo Fort hubo pocas estrellas y muchos mediáticos.
En el Hollywood propio que Ricardo Fort está decidido a fabricarse, muchos famosos de alto calibre prefirieron decir "paso". La prueba mayor es que la fiesta que dio "El millonario" el fin de semana pasado estuvo escasa de estrellas y sobraron las figuritas repetidas de los programas de la tarde.

Por la alfombra roja se vieron desfilar a ignotos como Andrea Ghidone, a vedettes peleadoras como Mónica Farro y Adabel Guerrero, a los ex escandalosos del programa de Tinelli, Reina Reech, Graciale Alfano y Aníbal Pachano y a Irma Roy y su hija, Carolina Papaleo engrosando la lista de invitados. Ni siquiera Carmen Barbieri dijo presente, que se excusó diciendo que tenía que viajar a Buenos Aires.

La alfombra roja de la mega fiesta, por supuesto, tuvo un lugar de privilegio para el anfitrión, que llegó con su típico saco blanco estampado vaya uno a saber donde y transpirando toneladas de sudar. Detrás de él, su novia de turno, Virginia Gallardo, saludaba a todo el mundo mostrando un generoso escote.

Con decir que lo más llamativo de la noche fue un beso entre Graciela Alfano y el ex de Valeria Archimó es mucho, y este insignificante hecho opacó al dato no menor que "El Chocolatero" tuvo cuatro cambios de vestuarios, como si fuera una Mirtha Legrand modelo masculino.

Las imágenes más picantes se verán en "FortShow – El Show de Ricardo Fort", el programa que tiene el millonario en el prime time dominguero de América. Pero por lo que mostraron en "Infama", no habrá nada que pueda sorprendernos.