Cosméticos para embellecer tus partes íntimas

Ya existen tinturas de pelo, pastillas para mejorar el sabor, perfumes y maquillaje para que tu vagina esté espléndida.
Esta es una de esas oportunidades para preguntarse ¿a dónde iremos a parar? Es que la obsesión por la estética, la belleza y el pudor por las zonas pudendas parecen querer llegar demasiado lejos. Una cosa es estar atentas a nuevas posibilidades de placer, o incluso querer sentirse bella y otra cosa es intentar convertir una vagina en un florero ¿o seré demasiado conservadora?

Bueno, para las que les seduce la idea, les comparto el descubrimiento abrumador de productos cosméticos para engalanar la entrepierna.

Hay, por ejemplo, una tintura especial para vello púbico que la rompió en Estados Unidos y Europa: BettyBeauty asegura que no tiene amoníaco ni otras sustancias irritantes que sí tienen las tinturas para el cabello. Algunas lo usan para taparse algunas canitas que empiezan a asomar por ahí abajo, otras para convertirse en verdaderas rubias y otras para jugar nomás. Hay rosa, azul y lila además de los clásicos negro, castaño, rubio y colorado. Así que si tu vagina tiene actualmente el color de un aburrido vello púbico natural podes ponerle algún bonito color artificial.

Y por ejemplo, si tu vagina tiene el sabor que habitualmente tiene una vagina, podes lograr que tenga un refrescante gusto a menta. Es algo muy parecido a las pastillas que comes para tener un aliento fresco. Linger se disuelve en la vagina como un caramelo en la boca, aunque demora unos 45 minutos y el efecto es prolongado. Aseguran sus fabricantes que la pastillita está hecha con ingredientes naturales para "reducir" (atenti, reducir no es evitar) la posibilidad de irritaciones y cosas por el estilo.

En una línea parecida de razonamientos (si tu vagina huele como suelen oler las vaginas) VCF es un film que también se disuelve en la vagina y que desprende una agradable fragancia. Puede ser de flores frescas, talco de bebe, brisa marina o esencia de camomila. La cosa es que el film se derrite sin dejar rastros y el perfumito queda. Dicen que es fácil de lavar.

Y si todo esto no resulta suficiente explosión de colores, sabores y perfumes ¿anti-vaginales? hay, también, herramientas para maquillarla. Si la notas muy paliducha My New Pink Button es un cosmético que funciona como una base de las que se usan en la piel del rostro, pero este, en cambio, se coloca en la cara interna de los labios de la vagina. Viene en diferentes tonos rosados, como para darle una "refrescadita" visual a tu compañera.

En general todos estos productos dicen ser bastante benévolos como para no generar molestias. Sin embargo ninguno lo asegura. Dejan la pelota picando del lado del consumidor y proponen discontinuar el uso si se presenta una molestia. A lo mejor puede resultar divertido agregarse colorcitos en la vagina, pero a tener en cuenta que irritaciones y demases no son para nada divertidas.

Más allá de eso me parece un poco bizarro y triste el resultado: entre los rulos celestes de la tintura del vello y el rosado del colorete para el "botón", me parece que puede quedar un poco payasesca ¿no?

¡Los espero en Facebook!