Lindsay Lohan en busca de una nueva vida

La actriz quiere una vida alejada de los vicios y las malas influencias.
Lindsay Lohan se tomó muy en serio la clásica frase "año nuevo, vida nueva". Es que la actriz, en éste 2010, quiere dejar atrás los malos hábitos y las malas influencias.

Más allá de sus propósitos, Lindsay participó de una fiesta de fin de año a bordo del impresionante yate de Roman Abramovich. Además de la rubia, famosos de la talla de Miranda Kerr o Jon Bon Jovi dieron el presente.

La actriz y cantante publicó en Twitter que "2010 es para seguir hacia adelante y no hacia atrás. Dejar atrás todo lo malo (gente, hábitos y energía negativa), es la hora de hacer bien las cosas".

Lindsay afirmó también que quiere centrarse en su familia y en sus amigos y olvidarse de novios y escándalos. Este año ya sufrió mucho con la relación con la Dj Samantha Ronson.

"Empezar el año nuevo con amigos y familia es como tiene que ser, nada de novios y todo ese drama ", añadió la actriz en Twitter.

Fuente: europapress.es