"En los temas nos falta hablar más de sexo y mujeres"

Eso piensan el presidente del Club Atlético Decadente, Gustavo "Cucho" Parisi, y uno vocales de la institución más fiestera del rock, el percusionista Gastón "El Francés" Bernardou. En charla con Ciudad.com, los dirigentes cuentan cómo será la reunión de comisión directiva abierta a los socios de este sábado en el Roxy; hablan de lo que dejó la reciente gira por México; del último disco; del reconocimiento de la crítica y del DVD que se viene.

-En marzo, en la presentación de Club Atlético Decadente, llenaron el Luna Park. ¿Por qué ahora eligen el Roxy?
Lo que estamos haciendo es no dejar pasar más de tres o cuatro meses sin tocar en Capital. El Luna estuvo buenísimo, pero este del Roxy va a ser un show más intimista, vamos a tocar todos los temas del disco nuevo. Es más para la gente que sigue a la banda. Igual, claro, también vamos a hacer canciones viejas, porque hay temas que no podemos dejar de tocar como Raquel o Los Piratas. Pero estos recitales son para los que les gustan los otros temas de Los Decadentes (Gastón).

-Llegan afilados porque vienen de tocar, y mucho, en México.
Fue espectacular y desde un lugar mucho más under, no es como acá que pasan los temas en la radio. No somos Maná que viene y llena dos Vélez. Allá, en otros años, hemos tocado en muchos lugares chicos, en festivales casi de colegio, por todos los barrios del DF. Ahora hicimos menos shows, pero iba gente de muchos lados (Gastón).

Es un fenómeno que se da porque, como acá, las canciones las cantan en la cancha también. Eso nos pasa en Chile, Bolivia, en todo Latinoamérica: todos los países copian a las hinchadas nuestras. Por ahí nos van a ver y dicen uy esta melodía la escuché en la cancha. También estamos muy presentes en la noche de esos países. En los boliches siempre pasan una canción de Los Decadentes (Cucho).

-¿Con que temas se copan los mejicanos?
Con muchos que acá por ahí no tocamos. Sobre todo temas de ska como Pizza con fainá o La vida después de las mujeres. Acá están con lo último que sale y allá, por ahí, algunos se quedaron con El murguero (Cucho).

-¿Ya están terminando el DVD?
No, todavía no. Hicimos una pausa porque estamos con el video clip de Confundido, el nuevo corte. Son varios meses de laburo, hay que mezclarlo... No queremos hacer un DVD así nomás, va a ser el primero. Calculamos que hasta dentro de tres meses no va a salir (Gastón).

-¿Cómo evalúan el disco? ¿Puede ser que le falte más pachanga?
Antes querían buscarnos un lugar en las bateas y nos decían que no hacíamos rock... y ahora nos dicen che les falta más ritmo, más pachanga, más fiesta. Son momentos, a veces no salen. En este disco hablé mucho en los micros de no perder lo que somos. Decía "mirá que Los Decadentes, por más que queramos ser de culto, somos Los Decadentes, que es alegría. No reneguemos". Jorge (Serrano), que compone, no es pachanguero y sin embargo, por ejemplo, hizo No puedo, temas divertidísimos. Pero ahora por ahí me dice cada vez me cuesta más eso (Cucho).

-...

Por ahí nos faltaría hablar más de sexo, de mujeres, pero tiene que ser de una manera elegante, no grosera (risas). Siempre se hablan estas cosas: podés arrancar de una manera, irte a un extremo y volver. Nosotros todavía no nos abrimos mucho, aunque la evolución tiene que estar (Cucho).

-¿Sienten que les llegó el reconocimiento de la crítica, que ya los consideran parte de la "familia" del rock?
Nos fuimos esmerando, no por el lugar, sino por nosotros mismos. Nunca nos preocupamos por los halagos: están viniendo solos. Nuestra energía siempre fue de rock. Es un rock que tiene mucha mezcla con cosas populares de Argentina. Como empezamos desde el baile tenemos todo un mundo por descubrir hacia el rock (Gastón).

Siempre decimos que no hicimos ningún merito para pertenecer a la escena. Creo que siempre hicimos lo nuestro, pero la gente entendió y los críticos también. Además los discos se fueron rockerizando mucho más, aunque sin perder el espíritu popular (Cucho).