La consola más light

La polémica Wii, de Nintendo, ya fue atacada por los accidentes que puede ocasionar y señalada como la preferida de los gays. Pero ahora le llegó el turno de los halagos: dicen que hace adelgazar.

El cambio a nivel tecnológico y a nivel de jugabilidad que significó la Wii de Nintendo, está dando mucho de que hablar en estos pocos meses de vida. Hace un mes la discusión sobre si su uso ayudaba a bajar de peso o no, apareció en la agenda mediática. En esa oportunidad, Mickey DeLorenzo conmovió el mundo de las consolas, tan asociadas al sedentarismo físico: había bajado cuatro kilos en seis semanas, con sólo unos minutos diarios de Wii Sports.

Ahora, parece que la práctica sumó adeptos y la última historia es la de J.R. Cook, un joven de EE.UU. que, motivado por el empuje de DeLorenzo, decidió abrir su propio blog y llevar a cabo su propio plan. Cook jugará diariamente a la Wii, comerá más sano y beberá en menor medida una gaseosa de la que era adicto (un litro por día). "Puede ser que la Wii no sea una sofisticada máquina de ejercicios, pero es lo que a mí me está motivando a perder peso y lo que me está convirtiendo en una persona más activa", reconoce en la página.

Pero más allá del debate sobre si son un buen complemento para adelgazar, lo que es seguro es que el sistema de control inalámbrico de la última Nintendo despertó pasiones. Primero se acusó a la misma de que hacía mal. Se decía que el que jugaba terminaba con dolores de espalda, hombros resentido y hasta con el llamado "codo Wii", por el grado de stress que genera. El portal Chueca.com, una página orientada a público homosexual, explicitó nueve razones por las cuales la Wii es una consola gay, infantiloide, femenina o un término más preciso: filogay (o gay friendly). ¿Razones? Entre otras, se dice que el nombre suena algo naif, que los creativos de Nintendo son abiertamente gays y existen en sus juegos que son iconos homosexuales como la saga The Legend of Zelda, Luigi (hermano de Mario), el propio Mario y Birdo, el primer personaje transexual de la historia de los videojuegos.

Hace unos días Chris Hecker, uno de los desarrolladores del juego Sims, acusó a la Wii de ser "una mierda" y a Nintendo de no tomarse los videojuegos como una forma de expresión artística seria. Otra polémica fue generada por la propia Nintendo, al mofarse de la competencia (Playstation 3 y Xbox 360), porque la Wii es la más vendida del sector. En el 2006 la empresa obtuvo un 90% de incremento sobre la facturación del año anterior. Solamente en España vendió 150 mil unidades el año pasado, cuando en realidad, en un principio habían llegado 75 mil que se agotaron a los pocos días. En Argentina a menos de 550 dólares no se consigue ni a palos, así que los que están pensando en bajar unos kilitos divirtiéndose... mejor empiecen a pensar en otras alternativas.