Ciudad Magazine

Notas Top

Diego Junior, lapidario con Villafañe: "Escuché la nota de Claudia y con mi madre nos cag... de risa"

El hijo de Diego Maradona, desde Italia, se refirió a las explosivas declaraciones sobre él y Cristiana Sinagra, su madre.

Diego Junior: "Escuché la nota de Claudia y con mi madre nos cag... de risa"

"Ayer escuché la nota y con mi madre nos cagamos de risa. Son puras mentiras, está todo claro. No sé por qué está gente quiere borrar lo imborrable", dijo Diego Maradona Junior en Radio La Red, en la mañana de este miércoles, y en respuesta a las explosivas declaraciones de Claudia Villafañe sobre el joven y su madre, Cristiana Sinagra.

"Mi vieja enfrentó a todos. Los jueces italianos no me dieron el apellido porque yo era un lindo nene. A mí mi viejo cara a cara me dijo lo contrario, me dijo: yo sé que vos sos mi hijo".

El hijo de Maradona no se achicó y contestó con su habitual claridad: "Mi vieja le ganó todos los juicios. No entiendo por qué no se presentó nadie a ser testigo de él, ni Claudia ni Cóppola. Para mí son palabras que se las lleva el viento, para ensuciarnos. Mi vieja enfrentó a todos. Los jueces italianos no me dieron el apellido porque yo era un lindo nene. A mí, mi viejo cara a cara me dijo lo contrario, me dijo: yo sé que vos sos mi hijo. A Claudia no le creo. Son palabras para despreciarnos como siempre. Mi vieja tiene testigos y pruebas".

Sobre su relación con Villafañe, Diego Junior detalló: "Con Claudia hablé una sola vez y mi mamá sí habló varias veces. No hablaron solamente de plata, sino de muchas cosas, pero es cosa de ellas. Conmigo sólo habló de eso, del libro. A mí me da risa porque dice que yo no le toqué el timbre. Es normal. Las llamé a mis hermanas, les mandé mensajes de texto y no me contestaron nunca".

Además, agregó: "Yo nací a las 11.30 y la primera nota que salió fue a las 8 de la noche en el noticiero. Es mentira que mi mamá tenía la cámara en la camilla. Después tuvieron que hacer un comunicado de prensa y la filmaron en la habitación. Las imágenes de mi vieja no son antes de parir".

Una herida que todavía, a 27 años del nacimiento de Diego Junior, sigue abierta.