Mejora la hija de Sandra Dillon

Ornella Pugliese, la hija de la esteticista Sandra Dillon, se recupera después de haber caído de un tercer piso en un confuso episodio. En las últimas horas, la joven de 28 años fue intervenida quirúrgicamente de la columna y ya se encuentra en una habitación común del hospital Pirovano.

Pugliese sufrió diez fracturas expuestas por la caída, que se produjo mientras intentaba esconderse de un grupo de personas que ingresaron raudamente al centro de estética de su madre.

Su cuadro mejora lentamente y todavía debe ser operada de las piernas y los brazos, donde también sufrió fuertes golpes.