Pamela David reveló la educación anti-derroche que le brinda a sus hijos: "A Felipe le encantan los botines, pero hasta que no le quedan chicos, no les compro nuevos"

La conductora de Desayuno Americano comentó en qué cosas se muestra inflexible con sus chicos, para que aprendan "el valor del trabajo y el dinero". ¿Estás de acuerdo?

A pocos de que se celebre el Día de la Madre, Pamela David (38) dio una verdadera lección respecto de cómo criar a los hijos. La conductora de Desayuno americano, figura elegida por la revista Gente como ícono del festejo del domingo, comentó parte de lo que dijo en la entrevista para el semanario que la lleva ne su portad junto a Felipe Lábaque (9) y Lola Vila (4).

"Tenemos la suerte de vivir bien en un lugar lindo, ir a un buen colegio, seguridad, cosas que la mayoría de la gente no tiene. Pero es fundamental que vean que la realidad no es tan color de rosa como hoy tienen la suerte de que les toque (...) Quiero que sepan valorar el trabajo y el dinero", explicó.

Ante la consulta de Laura Ubfal, quien destacó los valores familiares de la figura de América, Pamela reflexionó: “La realidad es otra, (aunque nosotros) tenemos la suerte de vivir bien en un lugar lindo, ir a un buen colegio, seguridad, cosas que la mayoría de la gente no tiene. Tengo una carpeta en mi celular con fotos mías de chiquita y obvio que me gusta compartirlo en la mesa, somos familieros. Contar anécdotas es fundamental para que vean que la realidad no es tan color de rosa como hoy tienen la suerte de que les toque”.

Más tarde, la esposa de Daniel Vila agregó: “Uno dice cómo lo criaron a uno, pero la realidad hoy no es la misma. Yo no tenía preocupaciones que ahora sí hay; vivía con las ventanas y las puertas abiertas. Felipe me pide volver solo del colegio, y le digo que no. ¿En algún momento lo voy a tener que dejar? Hoy no”.

Así, en línea con lo que reveló el año pasado que, en rigurosa acción, le vendió “todas sus cosas de fútbol en una feria americana para que pague el arreglo de algo que había dañado”, Pamela David confesó otra cuestión en la que es estricta y anti-derroche: “(Quiero que sepa) valorar el trabajo y valorar la plata. Tengo las posibilidades de comprar y a él le encantan los botines, pero hasta que no le queden chicos, no necesita nuevos”, explicó tajante.