Pamela David y el mal momento que tuvo con un representante: "Me quiso seducir, aprovecharse de una chica del interior que siente que se les cierran las puertas si no transa con eso" - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Pamela David y el mal momento que tuvo con un representante: "Me quiso seducir, aprovecharse de una chica del interior que siente que se les cierran las puertas si no transa con eso"

La conductora contó que vivió una situación de gran incomodidad con un manager de actores, cuando empezaba en el mundo artístico.

Pamela David confesó que vivió un mal momento

En un gran momento profesional al frente de Pamela a la tarde y felizmente en pareja con Daniel Vila, Pamela David (38) disfruta de su armonioso presente familiar junto a sus hijos, Felipe y Lola, y de la próspera cosecha que le dio el trabajo. 

Sin embargo, la bella conductora no se olvida de sus primeros pasos en el mundo del modelaje y la actuación. Ni de su vida en una pensión cuando llegó del interior del país para probar suerte en Buenos Aires. 

En nota con Agarrate Catalina, Pamela recordó sus orígenes y el inicio de su profesión siendo una adolescente: "Cuando miro para atrás me da mucho gusto porque me he topado con personas muy buenas. Hoy la sociedad está más peligrosa. Yo me manejaba humildemente, con poca plata, en tren a cualquier hora...", aseguró David, para luego confesar una experiencia amarga que sufrió con un representante de artistas. 

"Por suerte me pasó en un momento en donde tenía una experiencia, tenía varios años en Buenos Aires, tenía una personalidad más fuerte… Si era cuando recién llegaba capaz me hacía volver a mi Santiago del Estero".

"Recuerdo una vez un mal momento con un representante de actores, que es conocido, pero que no lo voy a nombrar. Yo estaba empezando mi carrera de modelo, pero en Paraguay ya era famosa porque hacía publicidades para la telefonía celular. Entonces, pensé en buscar a alguien para que me manejara la carrera. Me recomendaron este personaje. Lo voy a buscar a la salida de un teatro, porque había actores que el manejaba ahí, y me dice: 'Vamos a tomar algo'. Le cuento mi situación, charlamos, y él me agarra la mano. Yo me quería morir porque fue incómodo. Me agarra la mano, me acaricia, y me pregunta: ‘¿Te parezco lindo?’. Y yo le dije ‘no, no me parecés lindo’. Me puse tan mal. Sí, fue un intento de seducción. Pero peor aún, es aprovecharse de la chica que viene del interior, que siente que se les cierran las puertas si no transan con eso", aseguró, poniendo en escena una delicada problemática.  

Luego, reflexionó: "Por suerte me pasó en un momento en donde tenía una experiencia, tenía varios años en Buenos Aires, tenía una personalidad más fuerte… Si era cuando recién llegaba capaz me hacía volver a mi Santiago del Estero. Nunca más viví una situación desagradable como esa… De pichona era tímida, después me puse fuerte. Hoy no le tengo miedo a casi nada. Igual en la vida se me cruzaron buenas personas, que me quisieron ayudar".

TE PUEDE INTERESAR