Natalia Oreiro denunció haber sufrido acoso mientras grababa unas fuertes escenas con otro actor: "Se puso denso y lo tuve que parar físicamente" - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Natalia Oreiro denunció haber sufrido acoso mientras grababa unas fuertes escenas con otro actor: "Se puso denso y lo tuve que parar físicamente"

La actriz contó por primera vez el horrible momento que vivió con otro colega, en medio del rodaje de la miniserie Lynch. Su palabra

">

En una charla íntima, Natalia Oreiro (40) confesó haber sufrido acoso por parte de un colega mientras grababa unas fuertes escenas para Lynch, una miniserie rodada en Colombia y emitida en el país por MovieCity entre 2012 y 2013.

Si bien no quiso dar nombres, la actriz se refería al actor cubano Jorge Perugorría, con quien pasó un mal momento en pleno rodaje: "Una vez, trabajando en el exterior con un actor, se fue de copas y como que me quiso avanzar. Y al principio uno como que dice 'bueno, tenemos que seguir trabajando juntos, ponete las pilas, no me interesa nada', pero él se puso denso y lo tuve que parar físicamente, empujándolo muy fuerte. Y me fui del lugar donde estábamos", contó en diálogo con Franco Torchia para el proyecto hablemosdetodo.gob.ar y que difundieron en Confrontados.

"Una vez, trabajando en el exterior con un actor, se fue de copas y como que me quiso avanzar. Y al principio uno como que dice 'bueno, tenemos que seguir trabajando juntos, ponete las pilas, no me interesa nada', pero él se puso denso y lo tuve que parar físicamente, empujándolo muy fuerte".

"Tuve que seguir trabajando con él  y, posteriormente a eso, en una escena que teníamos que hacer, pautamos la dinámica de la escena... Era un escena romántica y habíamos pautado que él me sacaba la camisa, yo abajo tenía un corpiño, y en el medio de la escena me lo arranca. Bueno, obviamente yo me puse muy mal pero él continuó con la escena", agregó. 

Luego, Natalia dio detalles de su accionar tras el horrible episodio: "Cuando terminó, me fui a hablar con el director y me pidió repetirla para no utilizar esa. En ese momento, lo que hice fue denunciar la situación al productor y después elevé una nota donde puse, no solamente que había sufrido este tipo de acoso, sino que también puse una parte de mi contrato en la que hablaba de eso. No puntualmente del acoso porque uno no lo prevé nunca. No podés poner en un contrato que si alguien te acosa, no debe de hacerlo. Es usos y costumbres. Pero sí, dentro del contrato, había unos ítems donde decía que yo podía decidir qué hacer con mi cuerpo, dónde exponerme y dónde no. Fue una idea mía".

"Era un escena romántica y habíamos pautado que él me sacaba la camisa, yo abajo tenía un corpiño, y en el medio de la escena me lo arranca. Obviamente yo me puse muy mal pero él continuó con la escena".

Por último, tras remarcar que esa situación generó "ansiedad, mucha angustia y baja autoestima", dio a conocer lo que le dijo su compañero tras el hecho: "Me pidió disculpas y dijo que tenía problemas con el alcohol. Que lo que había hecho fue bajo los efectos del alcohol", cerró.