Pasar al contenido principal

Flavio Mendoza y Andrea Rincón: feroz pelea con golpes bajos en Bailando 2012

La concursante se enfrentó al jurado luego de la devolución y se dijeron de todo (menos lindos), entre gritos y raras acusaciones. ¡Mirá el video!

PLAY ME
Por Nadia_Barreiro

Una vez más, Andrea Rincón no pasó desapercibida en Bailando 2012. Antes era por Moria Casán, con quien mantuvo una fuerte pelea por dinero, y ahora le llegó el turno a Flavio Mendoza.

Esta vez la discusión vino por el lado de lo estético. Es que el jurado no tuvo muy buenas devoluciones hacia ella por su baile y su estilo en el ritmo de la cumbia, y la concursante se descargó.

“Me parece re grasa cómo hablás y tu pelo teñido con agua oxigenada, y eso nadie te lo dice”, criticó Rincón.

No te gusta nada. Me dijiste grasa, parda…”, disparó la vedette y las balas llegaron a destino. “Si vos querés que te ponga un buen puntaje, tendrás que convencerme. Me gustaría refinar cosas”, contraatacó Mendoza.  

“Bueno, una cumbia no es muy fina, un reggaetón tampoco”, opinó Rincón dando a entender que no estaba allí para bailar danzas clásicas, justamente. Luego siguió: “No tiene nada que ver con el baile que me digas que no me contratarías para un espectáculo tuyo. Tenés que limitarte…”

En el mismo momento que Rincón habló de límites, la discusión se expandió y aumentó sus caudales con algún que otro golpe bajo. “Yo no critico tu persona. Me parece re grasa cómo hablás y tu pelo teñido con agua oxigenada, y eso nadie te lo dice”, criticó Rincón. Acto seguido Flavio la mandó a poner una fábrica de churros (porque chorrea grasa) y la acusó de buscar el escándalo para permanencer en el programa (y sumó algún que otro "palito"). ”Vos querés confrontar con alguien para seguir haciendo la carrera mediática tan maravillosa que estás haciendo”, declaró el jurado.

”Querés confrontar para seguir con tu carrera tan maravillosa. Poné una fábrica de churros”, lanzó el jurado.

Ella atinó a cerrar la disputa y declaró pronunciando con exageración la letra "Z", como hace Flavio: “Seguí oxigenándote que te queda divino. Sos re fino. Gracias”. Pero cuando todo parecía que terminaba, Flavio mandó otro golpe bajo luego de decirle "gracita de mi vida". “Depilate mi amor”, dijo el jurado ¿a modo de consejo? Pelos en la lengua, seguro, no tiene ninguno de los dos. 

¡Mirá el video!