Soñando por cantar: una gala emotiva ¡y un final impensado! - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Soñando por cantar: una gala emotiva ¡y un final impensado!

En el último bloque, los participantes comenzaron a cantar juntos, y si bien los jurados se sumaron, hubo uno que hizo callar a los finalistas cuando pedían por una canción más. ¡Mirá el video!

Un lugar soñado y un final de gala emotivo que tuvo como broche de oro a una curiosa perlita que protagonizó Alejandro Lerner. Eso sucedió en la gala de Soñando por cantar que se emitió desde El Calafate, Santa Cruz.

Según había contado uno de los concursantes, en el backstage del programa se había armado un buen grupo entre los competidores, cosa que quedó demostrada en el último bloque de la emisión. Cuando Mariano Iúdica pidió que Patricia Sosa dijera el nombre de los ganadores, todos ellos comenzaron a cantar Volver a empezar de modo espontáneo, lo que provocó el contagio de Lerner que no dudó en sumar su voz.

La atmósfera especial se creó cuando el público comenzó a acompañar con palmas e incentivó a Patricia Sosa y Valeria Lynch, que entonaron sus hits. Pero los participantes querían más... y con alegría y euforia, repetían con palmas: "¡Mediavilla!, ¡Mediavilla!", para que Oscar cante una que supieran todos.

Peeero, frente a tanto jolgorio y algarabía, fue Lerner el encargado de poner la sala en orden. “Concéntrense, vamos, ahora concéntrense”, disparó con mucha (o demasiada) seriedad el artista y, Sosa asintió -aunque nunca se supo para qué se necesitaba concentración si sólo estaban ahí esperando el resultado de la votación-.

Y claro, ante todo no hay que olvidar que Soñando por cantar es un programa de televisión que administra los nudos dramáticos. El momento del veredicto final es uno de ellos, y por eso los concursantes se callaron, el sonidista le dio “play” a la música de suspenso y todo volvió a la normalidad.

¡Mirá el video!

TE PUEDE INTERESAR