La lucha de Adriana "La Negra" Gorosito para quedar embarazada - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

La lucha de Adriana "La Negra" Gorosito para quedar embarazada

La divertida cronista de AM -por Telefe- reveló a la revista Pronto su difícil historia personal y el desafío que se plantea por llegar a ser madre.

La lucha de Adriana

Estamos acostumbrados a ver a Adriana "La Negra" Gorosito como portavoz (a través de los móviles de AM, desde Carlos Paz) de las historias más escandalosas, dramáticas o divertidas del verano en la sierra. 

Sin embargo, detrás de esa sonrisa plena y buena onda, La Negra -tal como se la conoce en los medios- guarda una difícil historia que contó a la revista Pronto.

Con 40 años, y en pareja desde hace dos y medio, la cronista sueña con convertirse en mamá por primera vez. Sin embargo, hasta ahora no pudo ser. "Perdí dos embarazos. El primero tuvo bradicardia, que es cuando el corazón no le late a ritmo normal. Estaba de dos meses y medio, y era un saco gemelar. El médico nos dijo que era muy común que se formen gemelos y uno se pierda", relató a la publicación.

El segundo embarazo perdido, en cambio, no había llegado a gestarse. "Lo perdí antes que llegara a formarse, así que no hizo falta una intervención para que me lo extrajeran, se expulsó solo", contó. "Many, mi novio, tiene un nene, también se llama Osmany (de 7 años). Confío en que podamos ser padres" , se esperanza.

Después de estas dos dolorosas experiencias, Gorosito y su pareja, Osmany Vazquez (42 años, dueño de un restó cubano en Buenos Aires, que este verano estrenó sucursal en Villa Carlos Paz) se pusieron en manos de un especialista en fertilidad: Sergio Pasqualini, médico que cobró notoriedad tras ser el obstetra que realizó el tratamiento a Marcela Tinayre, y fruto del cual nació Rocco Gastaldi.

"El obstetra me dijo que no tengo problemas en quedar embarazada, sino en sostener el feto en el vientre. No inicié tratamiento, estoy haciendo estudios para dilucidar por qué los perdí", asegura La Negra a la revista Pronto. "Siento que me corre el reloj biológico", cierra.

Además, la morocha atraviesa otras situaciones familiares también delicadas. Su papá, Luis (84), se está recuperando de un ACV, mientras que a su mamá, Amelia (73), le extirparon un tumor de seno.

TE PUEDE INTERESAR