Gran Hermano: Martín Anchorena, con ganas de abandonar el juego - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Gran Hermano: Martín Anchorena, con ganas de abandonar el juego

El aviador fue al confesionario online y contó sus sensaciones dentro de la casa. ¿Se baja?

Martín Anchorena. (Foto: Prensa Telefe)

Es la recta final de Gran Hermano y los participantes no soportan más el encierro. Ese es el caso de Martín Anchorena. El aviador dejó en claro en el confesionario online que tiene ganas de abandonar el juego.

Sus cada vez más cotidianas peleas con Cristian U., su ¿ex? principal aliado, pusieron en duda la continuidad de Anchorena en la casa. A continuación, la extensa carta cuenta sus sensaciones y sus difíciles días dentro de GH:

"Han sido unos días difíciles de superar, la verdad. Entré en un estado en que lo uno que quería y en parte quiero irme, luego de despertarme la madruga del lunes, con la pelea y debate entre Cris, Pepa, Solange y Emiliano. Se ve que me afectó de alguna manera y bastante, y hasta hace un rato no encontraba muchas salidas".

"Además esperaba ver un video familiar y eso también me pone mal. Son muchos días dentro de la casa, como hijo único lamento mucho y me duele no ver a mi viejo a sus 85 años, me mata, por eso necesito al menos el video. En mi vida habitual cuando estoy mal o bien también lo que hago es volar, irme lejos, surfear, andar en moto/cuatri, salir a caminar, correr por ahí, y acá me veo imposibilitado a eso. Está muy claro que es por decisión propia, obvio. Ayer hice 20 kilómetros entre la cinta y la bici, más pileta y aún así no logre descargarme del todo".

"Lo que más me satura de la casa son las peleas y ese tipo de cosas, llega un momento que me superan y acá dentro me dí cuenta por qué y eso es algo bueno, supongo, tipo terapia. Creo que me toca un lado en mi memoria emotiva de cuando era chico. Básicamente me refiero a las peleas de mis padres que derivaron en separaciones en su momento, para no profundizar en el tema, y espero que me entiendan. Prefiero en algunos casos, no en todos, hacerme a un lado de cierta manera porque me hacen mal, muy mal. Y más a esta altura del juego, quiero que termine".

"Espero de una buena manera, de la mejor y estando en la final, que sea un mérito propio por todo. Otra de las cosas que trato de hacer oídos sordos, aclaro que les cuento esto porque necesito descargarme de alguna manera, y no lo digo por una persona solamente, sino por muchas. Diría que hasta yo me incluyo muchas veces".

"¿A qué me refiero? A cuando el otro está siempre “yo, yo, yo”, “yo de acá y yo de allá”. ¡Ufffff! A esta altura, estar acá adentro escuchando y viendo estas cosas, resulta fastidioso para cualquiera, se los aseguro. Creo que me entienden adónde voy. Yo la verdad pido perdón por si alguno de ustedes vio alguna conducta fuera de lugar, es lo que voy a tratar de cambiar de ahora en más, porque todo esto podría ir de una manera mejor, que es lo que voy a tratar de lograr, aunque ayer me parecía imposible, hoy lo veo mucho más posible para un lado positivo".

"Queda muy poco para la final, nada diría yo, espero ganarme el lugar de estar ahí y ser uno de los últimos en salir. Saben que eso no depende sólo de mí, sino también de ustedes, que son los que votan".

"Espero con ansias ese momento y que al momento de salir de la casa, obtener una cálida bienvenida de nuevo al exterior. Como siempre digo, la gente es sabia, ustedes son sabios y ven todo, así que a seguir con pensamiento positivo, que de todo lo malo siempre algo bueno se aprende, se rescata".

"La casa me dio momentos no tan buenos, con bajones, con ganas de salir, de abandonar y otros momentos geniales. Como dije desde un comienzo, ésta es una experiencia única e irrepetible, ¡hay que aprovecharla hasta el último momento! Y me quedo con eso, con lo bueno, con lo genial, con lo único. Y de lo malo rescato la enseñanza, que es mucha también. Ya les contaré con más lujo de detalles. Ahora, antes de que intete borrar todo, aprovecho y lo mando, ja, ja. MUCHAS GRACIAS por su tiempo, espero sepan entenderme, aceptarme, ¡y ojalá darme su apoyo que es sumamente necesario! ¡BESOS y ABRAZOS!".

TE PUEDE INTERESAR