Piñas van, piñas vienen - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Piñas van, piñas vienen

La Tigresa Acuña y Locomotora Oliveras por fin estarán frente a frente, en una esperada velada del boxeo femenino. Y nada menos que en el templo del Luna Park.

A ellas dos no se las puede mandar "a lavar los platos" así porque sí. Son duras, recias, de mirada esquiva y falso reír, diría el mítico Rubén Blades. Marcela Acuña y Alejandra Oliveras. O, si se prefiere, La Tigresa y Locomotora. Boxeadoras de profesión, argentinas, que esta noche llenarán el Luna Park en un esperado duelo por los títulos mundiales supergallo de la AMB y la CMB.

Orillan , gramos más o gramos menos, los 55 kilos. Luchan, cada una por su lado, con darle cierto glamour al boxeo femenino. Lo consiguieron, de hecho. En la presentación, por ejemplo, se vio un show altamente mediático, símil a las grandes veladas de los peso pesados. Empezando por la vestimenta colorida: La Tigresa, dueña del cinturón AMB y ex integrante de la troupe Tinelli, se subió a la balanza vestida con un enterito deportivo celeste y blanco, mientras que Locomotara, titular en receso de la CMB, se presentó con medias red y un body painting negro. Hubo, claro, alaridos al por mayor cuando Acuña apareció como dios la trajo al mundo. Mucha lengua picante, miradas de asombro _de los puristas del boxeo, sobre todo_ y promesas de nocaut. Todo sea por el show...

"Me encanta poder decir que va a ser a matar o morir. Así vivo siempre el boxeo y por eso soy campeona. Más allá de los guantes y las coronas entre nosotras va a haber un nocaut", prometió La Tigresa. Resaltó que confía en sus virtudes: "La inteligencia y la técnica siempre fueron mucho más que la fuerza". Y cerró con un deseo gastronómico, tan ocurrente como festejado: "Lo único que me imagino después de la pelea es comerme una vaca (sic)".

Llegó, sin demora, el derechazo cruzado de Oliveras: "El pronóstico es reservado en cuanto a nocaut, pero voy a ganar. Ya se acordó una revancha, pero todavía no hay una fecha definida". La ganadora, se supo, enfrentará a la mexicana Jakie Nava (por la otra parte del título CMB) en abril y en caso de que gane la argentina se realizaría la revancha en junio o en julio, aunque todavía falta resolver en qué lugar se van a realizar esas peleas.

La velada, bautizada "Perfume de Mujer", promete ser un éxito de taquilla. Incluso los organizadores esperan recaudar más que en una pelea estelar de hombres. ¿Será para tanto? Veremos...

TE PUEDE INTERESAR