La noche del "arte erótico" - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

La noche del "arte erótico"

Comenzó el ritmo "Adagio de novela" y Pampita descolló. Tras competir en "Video de Divas", fue eliminada Claudia Fernández por voto popular. De Melo quedó.

Anoche llegó a Bailando por un Sueño (Canal 13, 22.30) el "Adagio de novela", pero antes se hizo el duelo de "Video de divas". Mariana de Melo y Claudia Fernández fueron al teléfono. El público, finalmente, decidió que siguiera participando De Melo (con el 57.6 % de los votos). Antes, el jurado había salvado a las parejas de Adabel Guerrero, Sofía Zamolo, Fernanda Callejón y Matías Alé.

La semana pasada habían quedado seis sentenciados para el duelo de "Video de divas", un baile cuya matriz original consistía en emular los pasos dados por grandes estrellas del espectáculo. La lista: Adabel Guerrero y Martín Whitencamp; Matías Alé y Gisela Bernal; Mariana De Melo y Jorge Tajomisski; Claudia Fernández y Julián Andrés Carvajal; Sofía Zámolo y Lucas Heredia; y María Fernanda Callejón y Rodrigo Escobar.

Lunes de post fútbol y el programa arrancó con la típica chicana pelotística. Larry de Clay hizo su bolo, esta vez llevándole un pañal descartable a Tinelli. La derrota de San Lorenzo (con Racing) era el tema hasta que Tinelli largó dos advertencias al precio de una: "Callate, gordo, que vamos primeros", y "Callate, gordo, o te meto un Sabrina Sabrok", aludiendo al célebre escupitajo de la pechugona a Lafauci. Esta vez, hay que decirlo, una delicadeza del conductor: no olvidemos que un gaste anterior de Larry terminó con un salivazo (sin previo aviso).

En el duelo, Adabel Guerrero tenía que mejorar su performance porque lo suyo había sido bastante pobre, amén de las discusiones y los pucheritos del lunes pasado. Tinelli bajó línea: "Impresionante coreografía".

El adagio lo inauguró Valeria Lynch con Me das cada día más. Mónica Farro fue la primera participante y bailó una canción de Paz Martínez que hablaba de equilibrio y fragilidad mientras la pareja hacía sus cosas en las alturas de una escalera. La onda con este baile era incorporar un elemento extra. Por caso, Eunice Castro sumó un sillón de dos cuerpos. Pampita esta vez se consagró con 27 puntos, lo más alto de la noche. Para Sofovich, "fue una obra maestra del arte erótico".