Tiger Woods con polleras - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Tiger Woods con polleras

El número uno del mundo tiene una sobrina que debutó como profesional de golf. Tiene 18 años y por ahora su mayor mérito es la portación de apellido.

La chica, de dulces 18 añitos, tiene más apellido que swing, sin ánimo de caerle encima cuando recién está haciendo sus primeras incursiones en el mundillo golfístico. Pero la realidad es una: Cheyenne Woods piensa abrirse las puertas a las grandes ligas a partir de lazo de sangre que la une con el tío Tiger, un tipo que _entre otras cosas_ es el número uno del mundo en la materia.

Todo sea por la familia , entonces. Impulsada por el "Woods en serio", Cheyenne se puso un objetivo entre ceja y ceja: ganarse la vida como profesional del palo y la pelotita. Al menos se dio un primer gusto, cuando la semana pasada, invitación mediante de los organizadores, participó del torneo en Wegmans (Nueva York), correspondiente a la LPGA. ¿Cómo le fue? Una anécdota, apenas: no pasó el corte clasificatorio, pero se llevó a su casa unas cuantas tarjetas de empresarios que la imaginan como "una buena vendedora" de sus productos. Todo cierra: Marketing más parentesco, igual a éxito.

En lo que sea, se sabe, odiosas son las comparaciones. Ahora, que las hay, las hay. Siempre. Y esta no es la excepción. Cheyenne, educada golfísticamente por su abuelo Earl Wood, el padre de Tiger, tiene condiciones naturales para jugar y lo demostró varias veces entre las aficionadas. Claro que de ahí a que sea una campeona...

Se crió dándole palos en el garage de la casa paterna de Tiger, a quien tomó como un ejemplo. A los doce años cayó en manos de un astuto entrenador, Mike LaBauve. Más tarde llegó a la Universidad Wake Forest, en Carolina del Norte, donde acumuló 30 títulos entre las amateurs.

"No pensaba que podía llegar tan pronto a jugar entre los profesionales", se sincera la muchacha que luce un llamativo piercing en su nariz. "A veces pienso en la importancia de mi apellido. Luego, vuelvo a la tierra", admite.

Tiger define a la sobrina como "una jugadora prometedora (sic). Es mucho más relajada que yo". ¿Para tanto? Hum...

TE PUEDE INTERESAR