El último adiós de Coca a Juan Carlos Calabró: "No sé cómo sigue mi vida sin él, pero se fue en paz" - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

El último adiós de Coca a Juan Carlos Calabró: "No sé cómo sigue mi vida sin él, pero se fue en paz"

La fiel esposa del fallecido artista despidió a su marido y compañero de toda la vida con mucho afecto, cuando lo recordó frente a los periodistas. El video.

Se fue su esposo. Pero sobre todo, se fue su compañero de vida. "Tu ruta es mi ruta", inmortalizó alguna vez Aníbal, uno de los grandes personajes de Juan Carlos Calabró. Tal vez la mejor frase que resuma la vida de la pareja que formaron el genial humorista y Aída Elena Picardi, más conocida como doña Coca Calabró. Por eso el último adiós de la mujer que acompañó al actor fue (y es) tan emotivo como conmovedor.

"Creí que iba a pasar un milagro. Nunca fue difícil ser la mujer de un hombre tan conocido, yo siempre lo apoyaba, lo alentaba. Me gustaría que lo recuerden como un cómico que los quería, que hacía las cosas junto a sus compañeros de trabajo porque los quería".

Acompañada por Iliana Calabró, su hija mayor, Coca se detuvo unos minutos a dar su testimonio a América 24, para honrar la memoria del gran Cala, quien murió hoy a los 79 años de edad en el Hospital Británico, tras luchar contra una enfermedad en la médula ósea.

"Hemos hecho de todo. Ha hecho de todo en sus 52 años de trabajo. Aunque Dios se lo llevó. Me gustaría que lo recuerden como un cómico que los quería, que hacía las cosas junto a sus compañeros de trabajo porque los quería. Y la gente lo quiere, porque Juan Carlos se lo merece, trabajaba para los niños y le gustaron siempre, trabajó para los grandes también", confesó su fiel mujer.

Conscientes de que el jefe del clan estaba luchando sus últimas batallas, la familia lo acompañó hasta el último instante: “Iliana estuvo toda la noche con él, ya no estaba muy bien. Son cosas de la vida, dejó de padecer… El dijo que en su lápida quería que diga ‘Este hombre alguna vez hizo reir a un niño’. Porque Juan Carlos quería mucho a los chicos, no hacía a Johny Tolengo por obligación. Siempre quiso a los nenes”.

Todavía enamorada, quizá más enamorada que nunca, Coca reflexionó: "La verdad es que no sé cómo sigue mi vida sin él. Pero se fue en paz. Para Cala siempre primero fuimos nosotras, la familia. Trabajábamos tanto, íbamos de gira y yo le decía… Creí que iba a pasar un milagro. Nunca fue difícil ser la mujer de un hombre tan conocido, yo siempre lo apoyaba, lo alentaba. El Contra le ha dado mucha satisfacción, pero a mí me gustaban todos sus personajes".

TE PUEDE INTERESAR