Las extrañas mascotas de cinco estrellas de Hollywood - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Las extrañas mascotas de cinco estrellas de Hollywood

Los perros y los gatos son los animales domésticos más comunes para una agradable compañía, pero algunas figuras prefieren algo un poco más extravagante...

Las extrañas mascotas de cinco estrellas de Hollywood. (Foto: Web)

Los famosos perros que llevan en sus bolsos las celebrities ya es un cliché. Los gatos de cualquier raza, tamaño y color también abundan entre las figuras del espectáculo. Pero hay algunos que prefieren tener otro tipo de mascotas, algo no muy común para el resto de los mortales. Aquí, cinco ejemplos de las extrañas mascotas de los famosos:

Clint Eastwood es "amigo" de una ardilla. Y no de Chip and Dale, ni de la película de Alvin y sus ardillas. Su mascota, aunque él prefiere hablar de amistad, se llama Lola y se conocieron cuando el simpático roedor se le presentaba seguido en la oficina que Eastwood tiene en los estudios Warner de Los Angeles. El actor y director terminó encariñándose mucho con el animalito. "Clint deja siempre abierta la puerta de su oficina por si Lola quiere pasarse por allí, y prepara un plato con frutos secos por si le apetece picar algo", afirma una fuente, que agregó que “si le pasara alguna desgracia, Clint se enfadaría muchísimo".

Paris Hilton, además de su famoso chihuahua Tinkerbell, también tiene como mascota a un kinkajú. Muchos se estarán preguntando qué animal es, ¿no? También conocido como "mico león", es un roedor arborícola, pariente lejano del mapache, con grandes ojos y de suave pelaje. Y aunque es pequeño, es muy agresivo. Adquirió uno de ellos en 2005 y lo llamó Baby Luv. Una vez, el pequeño animalito mordió a su dueña en una pierna, quien terminó en el hospital.

George Clooney y su cerdo. El galán de Hollywood no puede mantener una relación duradera con ninguna mujer y es fóbico al casamiento, pero muy distinto es el tema de su mascota. Max, un ejemplar de cerdo negro vietnamita (subespecie que puede llegar a 130 kilos de peso), era todo para él. Hasta dormía en la misma cama que George desde que éste lo compró en 1987. En 2006, la mascota murió cuando tenía 18 años de edad y Clooney no quiso reemplazarlo comprando otro cerdo. En 1994, Max le salvó la vida a su dueño cuando lo despertó justo antes del gran terremoto que hubo en Los Angeles.

Nicole Kidman y sus alpacas. "Es que son tan bonitas, y tienen las pestañas tan largas...", fue la respuesta dada por la actriz australiana cuando le preguntaron por qué había adoptado a cuatro de estos rumiantes andinos (del tipo de las Llamas, Vicuñas y Guanacos) en su rancho. Pero hay algo un poco feo en este tipo de mascota y es el hábito de escupir, utilizado para mostrar agresividad o como método de defensa.

Kristen Stewart y su lobo. Aunque la actriz saltó a la fama por la saga Crepúsculo, film de vampiros, tiene como mascota un animal muy particular: un perro lobo. Y no es un perro grande que se puede encontrar en cualquier lado. Es un auténtico híbrido de lobo gris y perro. El tema es que la madre de la actriz se dedica a criar esta clase de animales y decidió regalarle uno a su hija, quien lo bautizó como Jack. Stewart confesó que estos perros lobos son un poco difíciles de criar, pero ella asegura que Jack es un amor.

TE PUEDE INTERESAR