Loly Antoniale, emocionada en Intrusos: "Hoy sí puedo decir que estoy en el rol de madre" - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Loly Antoniale, emocionada en Intrusos: "Hoy sí puedo decir que estoy en el rol de madre"

Jorge Rial y su pareja mantuvieron una charla íntima y atípica para la TV, sobre su relación familiar. Mirá al conductor como nunca.

Llegó el momento de blanquear unas cuantas cosas, hablar frente a las cámaras, emocionarse y mostrar los sentimientos más profundos.

Loly: "Cuando la conocí a Rocío, se vestía de negro y tenía los brazos todos rayados con lapicera y marcadores. La conocí con muchas marcas en su cuerpo. Conmigo ha cambiado tanto, es una señorita. Ahora, en el viaje a Italia quería vestidos con todos los colores. Creo que es la primera vez que Jorge la ve vestida de blanco a su hija".

Jorge Rial (53) y Loly Antoniale (25) se sinceraron en Intrusos, hablaron de su vínculo y también del que tienen con Morena (14) y Rocío (13) las hijas del conductor: "Ahora sí siento que somos una familia. Muchas veces me han preguntado por mi rol de madre y decía que no, pero hoy te digo sí, yo estoy en el rol de madre, estoy con ellas, las cuido en todos los sentidos. Estoy con el papá, tengo mi vida, pero dejo de hacer muchas cosas por estar con ellas, que me llenan la vida. Todos me dicen que lo cambié a Jorge porque ahora los tres viven bien", contó la modelo.

Además, Mariana reveló: "Cuando la conocí a Rocío, se vestía de negro y tenía los brazos todos rayados con lapicera y marcadores. La conocí con muchas marcas en su cuerpo. Conmigo ha cambiado tanto, es una señorita. Ahora, en el viaje a Italia quería vestidos con todos los colores. Creo que es la primera vez que Jorge la ve vestida de blanco a Rocío".

Rial, visiblemente emocionado y con la presencia de sus hijas detrás de cámara, sumó más detalles: "Cuando uno levanta la mano ahora en mi casa, uno pone la cabeza para que lo acaricie, antes pasaba otra cosa (hace el gesto con las manos como atajándose)". Entonces, Loly agregó: "Yo la tocaba a Rocío y ella pensaba que le quería pegar. Lamentablemente, es la vida que ellos vivieron, yo ahora puedo aconsejarle a las chicas. A mí me daba miedo por ellas porque avalaran esta relación, yo sería capaz de cualquier cosa por ellas. En el primer viaje que hicimos, nos mandaban mensajes terribles con cosas que pasaban en Buenos Aires. Nosotros no teníamos la relación que tenemos ahora, pero le dije a Jorge que nos volvamos".

Luego Loly, sin nombrarla, pero en tácita referencia a Silvia D'Auro, ex mujer de Rial y madre de las chicas, afirmó: "Que ella no se meta más con las nenas, ni con Jorge. En realidad, con las nenas no se mete porque desapareció, y las nenas se merecen otra vida. Ya sé que no soy la madre, pero me nace ser la madre. Para mí no es una mochila, lo hago con amor, no me cuesta nada. Si las tengo que retar, las reto, pero siempre bien. Nunca les voy a pegar, está más que claro".

Jorge Rial también se refirió a la medida cautelar que interpuso su ex mujer y por la que los medios no pueden mostrar las caras de sus hijas: "Yo no quiero que se le tape más la cara a mis hijas, yo estoy feliz, mis hijas no son delincuentes, las voy a mostrar y tengo todo el derecho, y ellas quieren, también. Le agradezco a la revista que accedió".

Rial: "Yo decidí primero que ellas se convirtieran en mis hijas cuando las adopté y ellas hoy me eligen a mí otra vez, y la elijen a Mariana como madre. Me preguntaron si le podían decir 'Mamuchi'".

Sobre su relación con sus hijas, sumó: "Les dije que soy el padre y ellas viven conmigo, me eligieron a mí. Yo decidí primero que ellas se convirtieran en mis hijas cuando las adopté y ellas hoy me eligen a mí otra vez, y la elijen a Mariana como madre. Me preguntaron si le podían decir 'Mamuchi'".

El conductor añadió: "Mis hijas ya hablaron en la Justicia, que es donde tenían que hablar. Están conmigo, me eligieron, ellas empezaron a venir todos los días, cuando no estaba en casa inventaban excusas para quedarse, dejaban cosas. Me di cuenta que cada una había dejado sus cosas en su cuarto y me dijeron que querían vivir conmigo. Fui y la peleé. Ojalá se termine todo y el pasado quede en el pasado y que me dejen a mis hijas y a mí con Mariana vivir el futuro. Si me preguntan si esto es para siempre, contesto que no sé, para mí el para siempre es hoy. Las últimas tres personas que quiero ver en mi vida son Morena, Rocío y Mariana".

Para finalizar, Rial aseguró: "Yo no puedo ser papá y mamá, apenas puedo ser padre. Pero eligieron ellas, son inteligentes, buenas, grandes y tienen buen corazón. Cuando me pidieron vivir conmigo, moví cielo y tierra para lograrlo. En mi casa cuando vivía solo había flores de papel, hoy hay flores de verdad. Yo estaba solo, un día pedí una pizza y sobró la mitad, ahí me di cuenta de que estaba solo. La mayoría de la gente me alentó: los que están de mi lado me sirvieron mucho, me mantuvieron arriba".

TE PUEDE INTERESAR