El destape de la enfermerita de Coco Sily en Animales Sueltos: ¡nace una diosa! | Ciudad.com

¡MIRÁ, MIRÁ, MIRÁ!

El destape de la enfermerita de Coco Sily en Animales Sueltos: ¡nace una diosa!

La bellísima ucraniana Vicky Turusha, en una impactante producción para Ciudad.com. ¡A tomarse la presión!

Fernando Gatti

(para ver las fotos en tamaño grande, hacé click sobre la imagen)

"Al principio me negué al rol de enfermerita porque imaginé que tenía que transmitir sensualidad, y yo no me considero nada provocativa... No tenía nada que ver a lo que pretendía porque aspiraba a lo periodístico, nada de mostrar. Igual, cuando terminó el programa, me encantó, me reí, jamás traté de ser sexy, fue todo natural".

Cuando ya tenía decidido volver a su Ucrania natal para visitar a sus familiares, bastó que una noche se presentara como la enfermerita de Coco Sily en Animales Sueltos, para que la vida de Victoria Turusha (24) tuviera un cambio radical. Y el viaje quedó para más adelante, claro.

En pleno ascenso tras su fulminante y prometedora irrupción en el programa de Alejandro Fantino, la modelo lució toda su belleza en una impactante producción de fotos para Ciudad.com. Pero como la imagen no es todo, además la políglota estudiante de locución se confesó en un reportaje mano a mano, en el que se expresó con un exquisito lenguaje "porteño".

La entrevista comenzó con un saludo de cortesía, casi retórico, que tuvo una respuesta franca y literal por parte de la ucraniana.

-¿Cómo estás?

-Bien, con un poco de fiebre, yendo al médico. El termómetro me marcó 38.2° hace un rato, espero mejorar porque tengo eventos. Ultimamente estoy durmiendo poco y no tengo tiempo para descansar, quizá sea por eso... O por tomar frío, no lo sé. Por ahora no tomé ningún remedio, espero a que el médico me examine... Aunque si me recetara reposo, sería difícil cumplirlo, tendría que ver si puedo curarme con algún remedio. Voy a rezar para curarme pronto, no sea cosa que se inviertan los roles y sea Coco quien me cuide ja, ja… ¡Va a salir todo bien!

"A partir de Animales Sueltos, mi vida dio un giro de 180 grados, pasé de un extremo al otro. Hasta parece que me quieren para hacer temporada de teatro en el verano, yo no lo puedo creer. Es un sueño que nunca me hubiera imaginado que iba a realizarse tan rápido".

-¿Competiste contra muchas otras diosas para convertirte en la enfermerita de Coco Sily?

-Pablo Cerruti, que ahora es mi manager, nos preguntó a un grupo de modelos quién quería ir de invitada al programa, me pareció una buena oportunidad y me postulé. Entonces, nos pidió que mandáramos el currículum con fotos. Me eligieron a mí, pero cuando nos reunimos con el productor ejecutivo de Animales Sueltos, me propusieron que en vez de sentarme en el living como invitada, me disfrazara de enfermerita, porque justo Coco se había descompensado en la radio, estuvo internado y reaparecía a la noche en el programa. Al principio me negué, porque imaginé que tenía que transmitir algo sensual, y yo no me considero nada provocativa. Me daba mucho miedo por la imagen que iba a dar, no tenía nada que ver a lo que pretendía, porque aspiraba a lo periodístico, nada de mostrar. Aunque finalmente Cerruti me convenció después de conversarlo varias horas. Igual, cuando terminó el programa, me encantó, me reí, jamás traté de ser sexy, fue todo natural. ¡Hasta me olvidé del personaje! Actué lo más espontáneo que pude, les gustó y ahora voy todos los programas.

-Más allá de que no admitas tu faceta seductora, los diálogos que tenés son bastante sugestivos…

-Obvio. Si salgo con un guardapolvo cortito y escotada, seguro que a los hombres les debo generar algo. Y más aún vestida de enfermerita. Pero no estoy pendiente de provocar eso, actúo de la forma más natural posible y me divierto mucho. De hecho, en mi primera participación me maquillaron enseguida con los labios bien rojos, destacando los ojos, yo no tengo problemas con eso. No me preocupa cómo me veo. Y la devolución de la gente es la mejor, todos me felicitan y se ríen. Eso me encanta. Sí es cierto que en la carrera de cualquier modelo, una es como la base para que se venda la imagen de un producto. Soy un poco caprichosa, pero nunca me quejo. Si todos quedamos conformes con el look, es lo de menos.

-¿Cuánto te cambió la vida la súbita fama que adquiriste como enfermera de Coco?

"Estoy soltera... Mi hombre ideal tiene que ser humilde, gracioso y caballero por sobre todas las cosas. El dinero es lo último que me importa en la vida, me parece que el amor está por encima de todo. Tampoco me importa la imagen, de hecho, nunca me gustaron los "lindos" porque son los más cancheros. Valoro mucho más la personalidad y la actitud que tienen".

-¡Completamente! Antes iba a la facultad, trabajaba en un local de ropa y hacía alguna que otra campaña. Pero ya son mis últimos días como vendedora, me estoy despidiendo de mis compañeras. A partir de Animales, mi vida dio un giro de 180 grados, pasé de un extremo al otro. De hecho, mi manager me cuenta que me convocan de boliches. Hasta parece que me quieren para hacer temporada de teatro en el verano, yo no lo puedo creer. Es un sueño que nunca me hubiera imaginado que iba a realizarse tan rápido.

-Entre tantas propuestas, ¿hubo alguna oferta desubicada?

-No, para nada. Desde que empecé a ir a los castings de chica, jamás me pasó que se desubiquen conmigo. La gente quizá prejuzga, pero yo nunca vi ni me enteré que le haya pasado a una compañera. Estoy convencida de que eso depende de cómo una se predisponga, porque si ponés distancias, no das lugar a que pase.

-No mencionaste la protección de ningún caballero… ¿estás soltera?

-Ja, ja, ja. Sí, estoy soltera. Me separé hace unos meses. Pero no tuvo nada que ver la popularidad. Nos peleábamos mucho y decidimos separarnos, mucho antes de mi surgimiento en la tele. Eramos como los protagonistas de una novela mexicana, pero ya no era sano para ninguno de los dos. Al principio sufrí muchísimo, no lo entendía, pero con el tiempo no queda otra que aceptarlo.

"Saber más de un idioma me facilitó las cosas. Ese es mi don, lo quiero aprovechar para estudiar francés porque en la facu aprendimos la fonética, me encanta su pronunciación. Yo ya hablo Ruso e inglés, que lo quiero perfeccionar, además de saber ucraniano y español, obvio".

-¿Cómo describirías al hombre ideal para que conquiste tu corazón?

-Ante todo tiene que ser humilde, no me van los agrandados o cancheros, ni me interesa conocer a ese tipo de hombres. Además, gracioso, chistoso, que me haga reír, y que sea caballero por sobre todas las cosas. El dinero es lo último que me importa en la vida, me parece que el amor está por encima de todo. Tampoco me importa la imagen. De hecho, nunca me gustaron los "lindos", porque son los más cancheros. Valoro mucho más la personalidad y la actitud que tienen.

-Volviendo a tus orígenes, ¿cómo llegaste al medio?

-Siempre supe que quería trabajar en la televisión, la amo. Cuando terminé el secundario estudié comedia musical, teatro y modelaje. Pero como quería ser conductora y acá no existe una carrera de conducción, estaba entre periodismo y locución. Así que el año pasado arranqué locución en el ISEC y me encantó porque tiene muchísimo que ver con lo que quiero, a pesar de estar más enfocado a la radio, algo que también me gusta. Estoy en el segundo año, pero como es re exigente y tiene pocas horas semanales dedicadas a la tele, este cuatrimestre tuve que dejar de cursar algunas materias porque no me daban los tiempos. Me faltaría la mitad, un año y medio aproximadamente, para recibirme. Seguro en marzo retomo con las materias que colgué y me inscribo en las nuevas.

-Ahora se comprende mejor por qué hablás tan claro a pesar de ser extranjera y jugar con un personaje similar al de "La Sueca"...  ¿pero cómo hiciste cuando llegaste a Argentina?

"Había decidido volverme a Ucrania por unos meses y me salió todo esto de Animales Sueltos, y me llovieron propuestas de trabajo de todos lados. No me mudé sola antes a la ciudad por juntar la plata y planificar el viaje. ¡Fue una señal para que me quede! Pensaba visitar al resto de mi familia, que no los veo desde mis 11 años, porque mis abuelos ya están muy grandes...".

-Yo nací en Mykolaiv, una ciudad al sur de Kiev, la capital de Ucrania, y me vine con mi familia en el 2001, con apenas 11 años. Al principio no entendía nada de nada el idioma, pero después fui a la escuela y empecé a hablar con los chicos. Creo que de mi familia fui la que más facilidad tuvo para aprender el idioma, por el hecho de ser la más chica. Porque jugaba con mis compañeros y consultaba el diccionario todo el tiempo. Así, a los tres años de vivir en Buenos Aires, hablaba español perfecto. De hecho, a los 14 ya estaba entre las abanderadas y mejores alumnas de mi colegio, así que mis papás estaban re orgullosos. Lo que pasa es que saber más de un idioma facilita las cosas y ese es mi don, lo quiero aprovechar para estudiar francés, porque en la facu aprendimos la fonética, me encanta su pronunciación. Yo ya hablo ruso e inglés, que lo quiero perfeccionar, además de saber ucraniano y español, obvio.

-Contanos de tu familia...

-Tengo un hermano mayor de 27 años que se llama Román y es cero celoso. Mi papá es Víctor, por eso me pusieron Victoria, pero tampoco es muy cuida. Gracias a Dios, los hombres de mi familia no me hacen problema, son tranquilos. Y mi mamá es Ludmila, así que a pesar de ser ucranianos, tenemos nombres universales (risas).

-¿Vivís sola?

-No, vivo con mi familia por zona norte. Pero tengo pensado mudarme sola a capital, estoy todo el día allá y tengo como dos horas de viaje de ida y otras dos de vuelta. Desperdiciar 4 horas al día en viajes es muchísimo y no estoy nunca en mi casa, sólo voy a dormir. El tema es que justo había decidido volverme a Ucrania en estos meses, pero me salió todo esto de Animales Sueltos, y me llovieron propuestas de trabajo de todos lados. No me mudé antes a la ciudad por juntar la plata y planificar el viaje. ¡Fue una señal para que me quede!

"No tengo ninguna cirugía estética hecha. Me gusta más la belleza natural... Me da mucha vergüenza decirlo, pero nunca hago nada de ejercicio para modelar mi cuerpo. Soy muy vaga, pero admito que tengo que empezar ya porque los años no vienen solos. Tampoco me cuido demasiado con las comidas, pero evito las harinas y la carne, soy fanática de las frutas y las verduras".

-¿Qué pensabas hacer en Ucrania?

-Me iba a quedar unos meses para intentar hacer algún tipo de curso complementario para formarme como artista y conductora. Y fundamentalmente ver al resto de mi familia, que no los veo desde mis 11 años, porque mis abuelos ya están muy grandes...

-¿Cómo conservás tu físico?

-Me da mucha vergüenza decirlo, pero nunca hago nada. Soy muy vaga, pero admito que tengo que empezar ya porque los años no vienen solos. Tampoco me cuido demasiado con las comidas, pero evito las harinas y la carne, soy fanática de las frutas y las verduras. Mis medidas son 85-58-88 más o menos. Mido 1.63, lamentablemente no califico para modelar sobre una pasarela de alta costura, quizá en mi próxima vida sí, porque me encataría (risas). Se me pone la piel de gallina cada vez que voy a desfiles, porque es lo que más me gusta, junto con la tele. Obvio que para desfiles comerciales sí puedo desfilar, pero para alta costura, no.

-¿Sos consciente de los suspiros que levantás en Argentina por tu belleza natural y los ojos verdes, entre otras cosas?

-Gracias por el comentario, pero tampoco me creo mucho más linda que el resto de las argentinas que aparecen en televisión, son hermosas. Pienso que el éxito depende más del angel o el carisma. Uno nace y transmite cierta luz o no. La belleza puede sumar, pero no es determinante, dudo que me haya ganado el lugar sólo por la belleza. Lo mismo pasaría en Ucrania, no pienso que tuviera mayor o menor suceso por ser más o menos linda.

-Entonces, ¿qué pensás de las cirugías?

-(Risas) Por ahora no tengo ninguna cirugía, no soy muy proclive a eso. Me gusta más la belleza natural, tampoco me gustan las curvas tan pronunciadas. ¡Ni siquiera creo transmitir una imagen sexy! No me considero sexy. Prefiero los cuerpos naturales, delgados, no creo en la perfección. Cada cual tiene su criterio, es muy subjetivo, lo que es lindo para una persona puede ser feo para otra. Aunque yo pienso que lo natural es lo más lindo.


Fotos: Maxi Didari
Producción: Coco Bandicoot
Pelo y Make up: Sergio Luján Staff (4831-6586 - www.sergiolujan.com.ar)
Agradecimientos: Caro Cuore, Natacha, Mecha Magaz y Full Esthetic Center (0810-777-3783 - Pedro Ignacio Rivera 2909 - www.fullesthetic.com)

Votá

75 votos
43 votos
La publicación de comentarios está sujeta a moderación para cuidar el respeto entre los usuarios y las normas de privacidad. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Comentarios(8)

terydrums

Todo bien es una mujer muy

Enviado por terydrums en .

Todo bien es una mujer muy hermosa con un lindo cuerpo pero yo me pregunto que esperan gente de ciudad.com para realizar una produccion de fotos con la diosa de Magui Bravi que es una mujer muy hermosa y con un lomazo tremendo uno de los 2 mejores de la Argentina espero que escuchen mi pedido por favor mucha gracias