Pasar al contenido principal

Las mentiritas de Noelia

La pequeña gran revelación de Bailando no resiste su propio archivo. Como una diva, pretende simplemente "olvidar" sus mentiras, las mismas que la alzaron al programa más visto de la tele. ¿Se agrandó Pompa?

Por Ángel De Brito
Viernes 29 de Julio de 2011

El prontuario televisivo de Noelia Pompa se completa con varias mentiras, pero tras su firma con el Bailando, la partenaire de Hernán Piquín pretende olvidarlas. Sus polémicas le dieron prensa, trabajo y la llevaron hasta el ciclo de Tinelli. Ahora, con su participación en el certamen, cambió su proceder: ¡se agrandó! Eso es lo que señalan sus compañeros, aquí los testimonios:

Moria Casán: “La little girl se montó en un pony de telgopor”.

Guido Suller (compañero en la última temporada): “No asume su anomalía, jamás salió con alguien de sus características, sólo sale con hombres de estatura normal. Es muy narcisista, se pasa horas frente al espejo, está muy a la defensiva siempre”.

Cesar Notaro (su descubridor, ex productor de Crónica TV):“Comenzó en mi programa Talentos Musicales en  2006. Tinelli la llevó a los partidos de fútbol entre ‘Los Trozos’ y ‘Los Grosos’ en el Patinando, y después llegó a lo de Anabela Ascar . Yo la descubrí y se negó a participar de un videoclip que le propuse porque ya había logrado su objetivo”.

Anabela Ascar: “Nos alegramos por su triunfo, nosotros la promovimos y le dimos pantalla y desde que está en Ideas, nunca más pudimos traerla al programa”.

Noelia desmiente su agrande, pero al mismo tiempo emplea las típicas frases soberbias de las falsas divas: ”chicos”, “estoy cansada de dar explicaciones”… etcétera y etcétera.

Entre sus mentiras pasadas figuran falsos romances con Cristian Castro, con Nino Dolce (incluyendo un embarazo que no fue) y hasta con El Mago sin dientes. En su currículo vitae aparece los hits Oliendo braguetas y Haceme la co..., que cantó en cuanto programa la invitaron. Su compañero Piquín, cultor del bajo perfil, prefirió no criticarla en público, a pesar de manifestar su enojo por el viaje de Pompa al lugar del sueño.

Ante la presión periodística, la bailarina reconoció haber inventado suromance con Cristian Castro: “Tuve sexo con Cristian. Fue algo pasajero, no es que estuvimos de novios”, contó el año pasado en una nota para la televisión de Miami. En esa entrevista había señalado que “le gustan las rubias de ojos claros, me dijo que quería cumplir una fantasía por mi altura”. Y más todavía: Noelia declaró que al hijo de Verónica Castro “le encantó mi cola”, al tiempo que se autodefinió diciendo que era “muy gauchita“.

Sin embargo, ayer llegó la desmentida y admitió su mentira: “Tiré eso para estar en los medios, me pasaban letra. Yo no tenía ni voz ni voto, no tuve relaciones con ningún personaje famoso a excepción de Nino Dolce”. Sin embargo, el cocinero hot solo reconoce haber participado de “fiestitas” con Noelia y Natacha Jaitt, pero jamás habló de romance.

Ahora bien, si Noelia pretende construir una carrera coherente y triunfar en el Bailando (ya que tiene todo para hacerlo) tendría que saber lo que reza el refrán. Al final, “las mentiras tienen patas cortas”.